+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

RESPUESTA A LA DENUNCIA DE LOS PADRES DE UNA VÍCTIMA DE ACOSO

El colegio San Acisclo y Santa Victoria asegura que activó inmediatamente el protocolo antiacoso

Lamentan que "se identifique al centro con un escenario que no es real"

 

El colegio concertado San Acisclo y Santa Victoria, en el barrio del Naranjo. - GOOGLE STREET VIEW

Araceli R. Arjona Araceli R. Arjona
12/06/2019

El colegio concertado San Acisclo y Santa Victoria, situado en el barrio del Naranjo, ha respondido hoy a la denuncia de acoso hecha pública por los padres de una niña de nueve años escolarizada en este centro para asegurar que el protocolo previsto para estos casos se activó de forma inmediata y que se han adoptado "las medidas oportunas en el grado adecuado". Según el colegio, "la protección de las menores implicadas en el caso es la máxima prioridad, si bien es un caso abierto y el nivel de información que se debe hacer pública sobre el caso es limitada".

El colegio recalca que se activó "de forma inmediata las medidas adecuadas para afrontar esta situación, comenzando por asegurar la protección de las menores y activando con rigor el protocolo establecido, en el que interviene el Servicio de Inspección Educativa de la Delegación de Educación y una comisión del colegio, trabajando de forma coordinada en la investigación del caso".

Según el centro, "entendemos que, para los padres afectados, el sufrimiento de sus hijos es difícil de sobrellevar, pero la realidad es que el colegio, junto con el Servicio de Inspección Educativa de la Delegación de Educación, ha estudiado el caso y tomado las medidas oportunas en el grado adecuado".

Para el colegio, la prioridad es la protección de las menores, por la especial sensibilidad que hay que tener en estos temas estamos limitados en la divulgación, "pero evidentemente se han tomado las medidas correspondientes a la gravedad de la situación y comunicado a las familias afectadas, las medidas que afectan a sus hijos, como es razonable".

En esta línea, la dirección del centro afirma que "toda la comunidad educativa del colegio lamenta enormemente esta situación y que se identifique su centro con un escenario que no es real, ya que es un centro referente en programas formativos y preventivos para evitar este tipo de hechos, que añade a los protocolos establecidos". Según la información facilitada, el colegio cuenta además con otras medidas preventivas complementarias como "la colaboración con los Agentes tutores de la Policía local de Córdoba en el Plan “Comunidad Escolar Segura, formación sobre los Riesgos de internet por la Policía a toda la Comunidad Educativa: alumnos, familias, docentes y PAS, con un Plan de Mediación llevado a cabo desde el Departamento de Orientación con el objeto de resolver y prevenir los diferentes conflicto", entre otras.

El centro insiste en que "nuestra preocupación por la sana convivencia, buen ambiente escolar y respeto total en el colegio es máxima" y reitera que "activamos los protocolos y ponemos en marcha todos nuestros recursos ante cualquier hecho donde se intuya la mínima acción inapropiada, dentro y fuera del centro escolar y a través de cualquier medio".

A LA SOCIEDAD

Por último, el centro llama a la sociedad a "plantearse la educación en el uso de la tecnología como parte del proceso educativo de esta nueva generación digital", por lo que trabajan "de forma coordinada con la administración pública y los servicios de seguridad para tener una mayor preparación y asumir con profesionalidad y efectividad cualquier caso que implique a alumnado de nuestro centro, del que nos sentimos siempre responsables, como alumnos nuestros que son, aunque los sucesos se produzcan fuera del mismo".