denuncia

Profesores de francés exigen a Educación que deje de recortar horas de la asignatura

Muchos docentes están parados a la espera de que les llamen para alguna sustitución

Recuerdan que la normativa europea estable que debe haber dos lenguas en el currículum

Imagen de archivo de estudiantes en un instituto de Córdoba.

Imagen de archivo de estudiantes en un instituto de Córdoba. / MANUEL MURILLO

Noelia Santos

Noelia Santos

Profesores de francés de toda Andalucía, movilizados bajo la Plataforma por la Cultura y Enseñanza de las Lenguas Europeas (CELE), exigen a la Consejería de Desarrollo Educativo de la Junta de Andalucía que cese el recorte de horas de docencia del segundo idioma en las aulas andaluzas. Esa segunda lengua extranjera es, mayoritariamente, el francés, aunque también hay profesores de alemán. Como explican a este periódico desde CELE, lo que se exige es que se cumpla la normativa europea, que establece que debe haber dos lenguas en el currículum, y la propia Lomloe, que habla de un plurilingüismo que, en opinión de estos docentes, "no se cumple".

En los últimos años, la reducción de horas de esta materia ha ido aumentando y, ahora mismo, queda una hora semanal en quinto y sexto de Primaria y dos horas en segundo de Bachillerato. Sí es obligatoria en primero de la ESO, pero luego ya pasa a ser optativa hasta segundo de Bachiller. Aquí radica uno de los problemas que comentan los profesores, "ven el francés en primero de la ESO y ya nunca más. Antes era obligatoria en primero de Bachillerato y se la cogían en Secundaria para poder tener nivel". Los estudiantes optan ahora por otras asignaturas que pueden considerarse más atractivas, por ejemplo, robótica.

Situación en Córdoba

Como explican desde CELE, Córdoba y Málaga son las provincias más afectadas, donde puede salir, a lo mejor, una plaza de sustitución cada tres semanas. Esto provoca que muchos docentes de francés estén parados a la espera de que salga alguna sustitución, de la misma forma que tiene consecuencias sobre un alumnado al que la normativa promete dos lenguas extranjeras en su currículum.

La plataforma se ha puesto en contacto con la consejería del ramo, pero asegura que no les recibe. Incluso se han dirigido a la Embajada de Francia, sin éxito, mientras que la Alemana sí les ha mostrado su apoyo. La situación en Andalucía se repite en otras comunidades como en Madrid, pero hay territorios más avanzados en este tema, como Galicia, donde el francés sí cuenta con entidad suficiente.

Por todo ello, desde la plataforma han anunciado que se sumarán a la manifestación que se celebrará el próximo 19 de noviembre en Sevilla en contra de los recortes en la educación pública.