Kiosco

Diario Córdoba

ACTUALIDAD BLANQUIVERDE

González Calvo: "El Córdoba CF siempre había venido a pedir y ahora llega a ofrecer"

El rector blanquiverde se congratula por el estado general de felicidad que invade al cordobesismo y asegura que "por respeto a los que están y los que vendrán", el club no hará públicos los movimientos en su plantilla "salvo las renovaciones" | El equipo realizó la ofrenda de su ascenso a San Rafael en el Juramento y a la Virgen de los Dolores en San Jacinto

33

El Córdoba CF ofrece el ascenso a San Rafael y a la Virgen de los Dolores Manuel Murillo

Es tiempo de ofrendas y agradecimientos, de fiestas y homenajes, de cordobesismo en positivo. "Desde que estoy aquí es la primera vez que hemos venido al Juramento a celebrar, siempre habíamos venido a pedir", expresaba Javier González Calvo, presidente y consejero delegado del Córdoba CF, a los periodistas en las puertas de la Iglesia del Juramento, donde el club realizó a San Rafael la ofrenda de "lo que ha conseguido esta plantilla". Una amplia comitiva del club, con jugadores, técnicos y directivos, ha realizado una visita a la iglesia del Juramento de San Rafael y la de San Jacinto en Capuchinos -donde realizaron un acto de agradecimiento y ofrenda a la Virgen de los Dolores-, antes de hacer escala final en el Círculo de la Amistad, donde fueron objeto de una recepción. 

"Llevamos varios días de celebración y todavía nos queda, porque queremos que el club esté dentro de la ciudad y que intervenga en todos los actos que se celebren en estos meses de abril y de mayo en Córdoba", explicó González Calvo, quien insistió en que esta apretada agenda es una cuestión de responsabilidad social. "El equipo es de los aficionados, que deben conocerlo de arriba a abajo y sentirlo como suyo. No solo vamos a celebrar, sino que también es una obligación estar con la ciudad y su gente", dijo el presidente, quien se congratuló por el estado de felicidad que invade al cordobesismo durante una temporada que quedará en el recuerdo. "Llevamos varios años, no solo en lo futbolístico, sino también por la pandemia, en los que teníamos ganar de poder festejar todos juntos", apuntó.

Volver a atar lazos

Una temporada en la cuarta división española no es un plato de buen gusto, aunque el Córdoba CF ha sido capaz de transformarla en un menú de alta cocina con una campaña plagada de récords. Eso le ha servido para reconectar sentimentalmente con una afición que, tras años de decepciones y frustraciones, se había instalado en el fatalismo. "Encontramos un club muy despegado de todo, de sus aficionados, de sus instituciones, de sus patrocinadores, de sus empresas... Lo que estamos intentando, y tenemos bastante trabajo hecho, es que todo el mundo recupere la ilusión y se hable del Córdoba CF como algo que pertenece a todos", señaló González Calvo, quien se mostró dispuesto a "devolver las muestras de cariño que nos han dado" porque "esto tendrá un propietario y gente que lo dirige, pero al final es un club de la ciudad y todos tienen que sentirlo así".

¿Y los fichajes?

Tanto el director deportivo, Juanito, como el propio presidente, González Calvo, han declarado públicamente que la confección de la plantilla para la próxima campaña está construida más allá de un boceto. De hecho, los movimientos están apalabrados y alguna contratación completamente cerrada. Interpelado por la identidad de entradas y salidas, Calvo esquivó con habilidad. "Estamos todavía en temporada y aunque el objetivo esté cumplido, salvo que haya renovaciones, creo que el resto hay que hacerlo una vez que termine la campaña. Por respeto a los que van a salir a jugar y por los que van a venir, porque están jugándose cosas en sus clubs", argumentó.

Sobre la mesa siguen los casos de Carlos Puga y Antonio Casas -ambos con contrato en vigor y pendientes de prolongarlo- y Gudelj, que termina el 30 de junio y tiene un ofrecimiento del club para convertirse en el jugador más valorado de la defensa. El serbio, que "cayó de pie en Córdoba", jugará de blanquiverde "si se queda en España", dijo González, quien insistió en que la operación de su continuidad sería inviable si Nemanja Gudelj -su hermano, que juega en el Sevilla- se marcha a otro país. Sobre Casas, reiteró que "hará historia" y "estará aquí muchos años".

La misión en la cantera

González Calvo se refirió a la polémica generada por la proliferación de situaciones de violencia verbal en las instalaciones de la Ciudad Deportiva, con los equipos formativos blanquiverdes como protagonistas. Esta situación motivó la emisión de un duro comunicado de la entidad, en la que anunciaba que expulsará a quienes cometan actos violentos y también "a los jugadores" cuyos familiares tengan ese comportamiento incívico.

"Lo básico que tiene que tener una cantera de un club de fútbol es la educación. Si no transmitimos valores y educación a los niños, pues mal vamos", dijo González Calvo, quien subrayó que el comunicado "no es por lo que sucedió el pasado domingo, que también hubo algún incidente, sino por la reiteración". "Lo peor que llevo del fútbol es que no respetemos al árbitro, a los entrenadores y al rival, y que eso lo vean los chicos. Hay que respetar al club y al escudo", concluyó.

Compartir el artículo

stats