+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

ensayo

Todas las sombras del mundo

 

Todas las sombras del mundo -

Ricardo Bellveser
07/03/2020

Enrique Cerdán Tato (Alicante, 1930-2013) es, en mi opinión, uno de los narradores, en especial cuentista, más destacados de la generación española del cincuenta y la siguiente, según le incluyamos en uno u otro grupo en atención a su fecha de nacimiento o la de sus primeros libros, grupo generacional, compartido con Juan Goytisolo, García Hortelano, Sánchez Ferlosio o Caballero Bonald, o en la generación del 60, mas renovadora, condicionada por el boom latinoamericano, por Tiempo de silencio y por la obra de Sánchez Espeso o Félix Grande. La cuestión es que Cerdán Tato no quiso salir de Alicante y ese posicionamiento periférico, en aquellos años, jugó en contra de la popularidad que, sin duda, habría tenido de vivir en alguno de los centros de decisión editorial.

Ahora, 90 años después de su nacimiento y siete de su muerte, se le acaba de rescatar del silencio con un libro-homenaje, publicado hace unas semanas por el vicerrectorado de Cultura, Deporte y Lenguas, junto al Centro de Estudios Literarios Iberoamericanos Mario Benedetti de la Universidad de Alicante, un volumen coordinado por Joaquín Juan Penalva y Manuel Valero Gómez titulado Todas las sombras del mundo.

En este imprescindible libro, en el que han colaborado 22 profesores y críticos, algunos tan destacados como Ángel L. Prieto de Paula, Yasmina Yousfi, María Teresa Navarrete, Cecilio Alonso -magnífico artículo el suyo sobre el Grupo Silbo- o José Luis Ferris con su carta privada, se ofrece una imagen de conjunto de este singular escritor. Atractivas son las páginas que nos ofrece Francisco Moreno, en las que extrae de una entrevista que le hizo al autor, materiales para una biografía.

En ella se nos presenta tal como era, o los muchos meticulosos y sensatos estudios que hay sobre su obra desde puntos de vista diversos que van de la erudición a la emoción de la cercanía y el nostálgico recuerdo de la persona.

Pero, sobre todo, estas cuatrocientas páginas son un enorme y necesario fresco sobre la cultura alicantina y española de la segunda mitad del siglo XX, por el que desfilan proyectos conseguidos y frustrados, iniciativas culturales, centenares de nombres propios, y un panorama abierto y culto de lo que sucedía en ella, tanto en el ámbito de lo literario, como cultural, social y político.

En este último sentido, en lo político, Cerdán Tato fue muy activo, vinculado al partido comunista, primero, al socialista después, y de por libre en los últimos años, aspectos sobre los que escribió mucho y bien, como su ensayo sobre la literatura soviética, o su Geografía carcelaria de Miguel Hernández. Pero esto hay que explicarlo bien, y así se hace, y ofrecerlo bien contextualizado, pues su verdadera actividad social no fue estrictamente política -solo en algunos momentos, durante el franquismo estricto-, sino que lo suyo fue un compromiso cívico que mantuvo hasta su último aliento.

Espléndido escritor, personalmente me quedo con este necesario libro-homenaje que debe estar en todas las librerías cultas, sus cuentos, género en el que mostró una infrecuente maestría, y con su inolvidable conversación, chispeante, irónica y luminosa.

‘Todas las sombras del mundo.

Homenaje a póstumo a Enrique Cerdán Tato’. Edita: Centro de Estudios Literarios Iberoamericanos Mario Benedetti. Alicante, 2020.

Suplemento cultural en versión PDF ...

    Buscar tiempo en otra localidad