+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

COLABORACION

MARIA TERESA GARCIA MORENO, IN MEMORIAM

 

MIGUEL SALCEDOMIGUEL SALCEDO 27/01/2004

Tan moderada e íntima como transcurrió la mayor parte de su vida ha sido la silenciosa nota final de su muerte. En la plenitud de los últimos días navideños, el 28 de diciembre rindió su último aliento aquí, en Córdoba, la ciudad a la que consagró su existencia. Hablo de María Teresa García Moreno: insigne catedrática de piano de nuestro Conservatorio Superior de Música, brillante concertista, prestigiosa académica numeraria de la de Ciencias, Bellas Letras y Nobles Artes de Córdoba. Un personaje ejemplar.

María Teresa era madrileña y había realizado sus estudios musicales en el Real Conservatorio de Madrid. Su recorrido estudiantil fue glorioso, con un expediente memorable. Posteriormente, recibió enseñanzas de los más célebres profesores de su tiempo, entre ellos Joaquín Larregla, Pedro Fontanilla y Conrado del Campo.

La culminación de su carrera la alcanzó en París, que le dio su más cálido beneplácito con un primer premio de un concurso internacional de piano. En aquella ciudad, por entonces centro cultural y musical del mundo, llegó a ser alumna predilecta de la famosa pianista Marguerite Long, feliz intérprete de los grandes compositores del impresionismo francés. En esa corriente arrebatadora navegó a la perfección. Sabido es que ésta es el recipiente donde se llegó a encajar gran parte de las creaciones de Debussy y Ravel, a las que se empareja con las pinturas de Monet, Sisley y Manet. La admirada disociación colorista del arte pictórico expone como equivalente musical la disociación armónica.

María Teresa fue una de las grandes transmisoras. Así, cuando en 1951 escribe y publica su precioso trabajo Evocación lírica de Santo Domingo de Scala Coeli , trae a colación en original inclusión inédita la calma de las horas estivales en la sierra, en los momentos de siesta del fauno de Debussy.

Ganó en disputada oposición su cátedra del Conservatorio, donde prestó sus servicios durante 40 años, más de la mitad como secretaria. De sus manos salieron brillantísimos compositores y pianistas. Dio conciertos y conferencias. De sus escritos cabe señalar --aparte el indicado sobre Scala Coeli-- ¿Cuáles son los orígenes musicales de las Cantigas? , Biografía crítica de Manuel de Falla , Un centenario y una evocación: Federico Chopín , Remembranzas musicales , o Figuras cumbres del romanticismo: Franz Liszt .

Los restos mortales de María Teresa García, apasionada enamorada de Córdoba, reposan ya en el camposanto de la Fuensanta. Dio jornadas gloriosas al arte musical de nuestra ciudad y su figura es merecedora de perennes recuerdos. Así lo deseamos sus compañeros, amigos, discípulos y cuantos supieron comprender y apreciar su arte. ¡Que Dios conceda a su alma el eterno regalo de su luz y de la paz!