Kiosco

Diario Córdoba

Gaspar Rul-Lán Buades

TRIBUNA ABIERTA

Gaspar Rul-Lán Buades

Responsabilidad social de la empresa

Han cambiado su organización interna para responder a las nuevas demandas de los consumidores

Si se pregunta hoy «¿qué es una empresa?», la respuesta más común, y al mismo tiempo más simplista y errónea, es «una máquina para hacer dinero», pero la empresa de hoy no es para crear dinero sino para crear riqueza, que es algo muy diferente. El dinero es un mero instrumento que hace posible el intercambio de la riqueza, es decir, aquellos bienes y servicios que pueden mejorar la calidad de vida de los individuos de la sociedad. Y a medida que las necesidades y aspiraciones de los hombres y mujeres de cada sociedad han ido cambiando, así ha ido cambiando el concepto de empresa. Desde la empresa del gran terrateniente cuyo único capital eran sus tierras y el trabajo no remunerado de sus esclavos hasta nuestros días, la empresa ha ido evolucionando a medida que las personas han ido desarrollando la conciencia de su dignidad como hombres y mujeres libres, y la empresa, compuesta de cuatro órganos: dos brazos (Capital y Trabajo) y dos piernas (Estado y Consumidores) ha tenido que ir adaptándose a las nuevas aspiraciones y demandas de la sociedad: 1870 Abolición de la esclavitud. 1873 primera legislación laboral en España. 1884 Nacimiento de la Socialdemocracia cuyo objetivo era «la democratización del Estado y de la administración pública, la democratización de las empresas la extensión de la democracia a todos los terrenos». 1919 Jornada laboral de ocho horas, y creación de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) cuyos objetivos son regular los mínimos aceptables por los países signatarios de los derechos individuales y colectivos de los trabajadores, en materia de seguridad social por enfermedad, accidentes, despidos, jubilación, etc. 1945 Creación de la ONU, y en 1948 la Declaración Universal de los Derechos del Hombre: «Considerando: 1. que la paz universal y permanente solo puede basarse en la justicia social; 2. que existen condiciones de trabajo que entrañan tal grado de injusticia, miseria y privaciones para gran número de seres humanos, y que el descontento causado constituye una amenaza para la paz y armonía universales; 3. que si cualquier país no adoptare un régimen de trabajo realmente humano, esta omisión constituiría un obstáculo a los esfuerzos de otras naciones que deseen mejorar la suerte de los trabajadores en sus propios países. 1960 . Descolonización: la Resolución 1514 de la ONU pone fin a las situaciones de dependencia política, cultural y económica de las antiguas colonias de los países europeos, lo que afectó profundamente a las empresas de importación de materias primas de países del TercerMundo».

Todos estos cambios políticos, económicos y sociales han sido la respuesta a las demandas de una nueva sociedad inspirada en nuevos valores éticos y democráticos, que han obligado a las empresas también a repensar su organización interna y su papel en este nuevo mundo para poder responder y satisfacer las nuevas demandas de los consumidores, y esto es lo que ha venido en llamarse la Responsabilidad social de la empresa.

Y ¿cuáles son los nuevos retos socio-económico-políticos a los ue ha de responder hoy la empresa?: La globalización que ha abierto nuevos mercados de materias primas y de consumidores lo que afecta profundamente todo el proceso de selección del personal de las empresas, contratando candidatos con nuevos conocimientos técnicos y lingüísticos y una gran disponibilidad geográfica. Las empresas no pueden hoy ignorar la llegada de nueva mano de obra por las inmigraciones Y las empresas del mundo desarrollado no pueden ser indiferentes a las condiciones laborales de los trabajadores de sus proveedores del Tercer Mundo, por ejemplo, condiciones de casi esclavitud de los niños en las minas de cobalto de la RDC o de las mujeres de los campos de algodón en la India o las de los talleres textiles de Bangladesh. La revolución digital han cambiado las exigencias profesionales de los candidatos, y n el futuro se exigirá una constate formación del personal. Las empresas tendrán que readaptar también las horas y días de trabajo presencial y por internet y actualizar las normas de seguridad e higiene en el trabajo. Conciencia ecológica para que la empresa con un desarrollo sostenible y un uso racional de los recursos naturales pueda satisfacer las necesidades humanas de hoy sin poner en peligro la posibilidad de satisfacer estas necesidades humanas en el futuro. Igualdad de género en la empresa a todos los niveles y la conciliación de vida familiar y laboral. Una creciente conciencia social hará que las empresas encuentren formas de integración laboral de personas con alguna discapacidad.

Todo esto muestra que la empresa no puede convertirse en una mera máquina para hacer dinero para unos pocos, sino que su función principal es crear una riqueza que pueda mejorar la calidad de vida de las personasn en un mundo cada día más interconectado.

* Profesor

Compartir el artículo

stats