Presentación del proyecto ‘Traslarte’

El Círculo de la Amistad acerca su patrimonio a otros idiomas

Un equipo universitario traduce su catálogo al inglés y al francés

El Círculo de la Amistad acerca su patrimonio a otros idiomas.

El Círculo de la Amistad acerca su patrimonio a otros idiomas. / MANUEL MURILLO

El Círculo de la Amistad ha presentado este martes un nuevo proyecto que tiene como objetivo principal contribuir, desde el punto de vista de la traducción, a la puesta en valor de su patrimonio artístico y cultural con el fin de hacerlo accesible no sólo a la ciudadanía cordobesa, sino a cualquier visitante extranjero.

Bajo el título Traslarte La traducción del patrimonio artístico-cultural del Círculo de la Amistad y liderado por las profesoras de Traducción e Interpretación de la Facultad de Filosofía y Letras de Córdoba Manuela Álvarez y Gisella Policastro, esta iniciativa parte de una propuesta de esta entidad, y para la labor de traducir su extenso catálogo artístco al inglés y al francés cuenta con la participación de los miembros del grupo de investigación HUM-947, además de profesores especialistas en Historia del Arte de la Universidad de Córdoba, especialistas en Traducción Museística de la Universidad de Málaga y de la Universidad Pablo de Olavide, así como con el equipo de traducción del Museo del Louvre de París y un experto restaurador de obras de arte.

Asistentes al evento en el Círculo de la Amistad.

Asistentes al evento en el Círculo de la Amistad. / MANUEL MURILLO

Pero, sin duda, el alma de este innovador proyecto lo constituye la participación de los estudiantes del Grado de Traducción e Interpretación que, a través de sus prácticas académicas, han vivido una experiencia laboral muy cercana a la realidad y de la que, según han manifestado, se sienten muy satisfechos ya que han aprendido del trabajo en equipo, del estrés de los plazos de entrega y, por supuesto, la satisfacción del trabajo bien hecho. 

Según ha explicado Álvarez, esta tarea de traducción también se verá reflejada en las cartelas de las obras, añadiendo que el proyecto se empieza a abordar con la traducción al inglés y al frances, pero después vendrán otros idiomas, como el italiano y el árabe. La profesora valora especialmente la capacidad formativa de este proyecto, ya que instruye al estudiante en la práctica traductológica de la obra pictórica.