Abandono animal

Córdoba es la segunda provincia andaluza en la que se rescatan más perros de caza

Galgos del Sur ha salvado este año un 28% más de estos animales que en 2023

Las cifras de abandono crecen debido a la nueva ley, según la asociación

Galgo rescatado en Cabra por Galgos del Sur tras haber sido abandonado.

Galgo rescatado en Cabra por Galgos del Sur tras haber sido abandonado. / CÓRDOBA

EFE

La Asociación andaluza Galgos del Sur ha rescatado, desde el pasado 1 de enero, 117 perros, de los que 98 son galgos destinados a la caza, lo que significa un 28% más respecto al mismo periodo de 2023.

En un comunicado, Galgos del Sur ha alertado este miércoles de "cifras alarmantes de abandono de perros de caza", lo que atribuye a la exclusión de estos de "la ley nacional de bienestar animal que ha entrado en vigor recientemente".

Sevilla, Córdoba, Jaén y Granada, por este orden, son las provincias donde más perros han sido rescatados por la asociación, según los datos facilitados a EFE, aunque también provienen algunos de Guadalajara y Albacete.

Efectos negativos de la nueva ley

La entidad, ubicada en el término municipal de Villafranca de Córdoba, ha puesto de manifiesto que esta ley "tenía que haber servido para aumentar la protección de estos animales ante las horribles condiciones en las que malviven", así como "haber puesto fin a la cría y abandono masivo".

La presidenta de Galgos del Sur, Patricia Almansa, ha indicado que "desde la aprobación de esta ley, los cazadores tienen aún más sensación de impunidad para seguir desechando a sus perros cuando ya no les son útiles para la caza".

Imagen de Grogu facilitada por Galgos del Sur

Cachorro recogido por Galgos del Sur. / Galgos del Sur

Para Galgos del Sur, el abandono de perros de caza es "crónico e insostenible". Así, el pasado lunes entraron en el refugio 15 galgos provenientes de galgueros de Guadalajara, varios de ellos escuálidos y con heridas".

Esta asociación andaluza alberga más de 140 de estos animales en sus instalaciones en promedio de los gastos veterinarios y de manutención generan "deudas que a duras penas" pueden asumir.

Galgos del Sur se ha quejado de que la mayor parte de las protectoras de animales "ni tienen el reconocimiento" de la administración "ni reciben ninguna contraprestación económica por ofrecer un servicio a la comunidad que compete a los propios ayuntamientos".