Kiosco

Diario Córdoba

MERCADO INMOBILIARIO

Los estudiantes pagarán este año hasta un 15% más por sus pisos en Córdoba

Ciudad Jardín y Parque Cruz Conde se mantienen entre las zonas más demandadas | Los universitarios buscan, en líneas generales, pisos de tres dormitorios de una media de 500 a 600 euros

Dos alumnas miran anuncios de alquiler de pisos en la Facultad de Derecho de la UCO. A. J. GONZÁLEZ

El curso termina en las próximas semanas y muchos estudiantes se preguntan cuál será su futuro el año que viene. La respuesta dependerá, en buena medida, de las pruebas de acceso a la Universidad y la elección de la carrera, lo que podrá llevarles a residir en una ciudad diferente a la de su familia. En estos casos, más de un alumno estará iniciando la búsqueda de alojamiento para septiembre y si optan por el alquiler de una vivienda en Córdoba, tendrán que asumir subidas de hasta el 15% en los precios, de acuerdo con la información facilitada por las fuentes del sector consultadas por este periódico. 

De esta forma, la presidenta del Colegio Oficial de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria de Córdoba, Ana Moreno, afirma que los precios de los arrendamientos han subido este año en el referido porcentaje. «Los de 500 euros quizá estaban en 425 euros antes. Cada vez hay más demanda y menos oferta. Las ofertas de alquileres son muy escasas», indica. En cuanto a los precios más habituales en el alquiler de pisos para estudiantes, comenta que «nos movemos entre 500 y 600 euros de media y de ahí, hacia arriba, para inmuebles de unas tres habitaciones. Depende de las condiciones que tenga la vivienda, pero más barato sería ya un piso de muy mala calidad, que no es tampoco el demandado», aclara.

"El precio medio es de 500 euros para arriba, dependiendo de las condiciones que tenga la vivienda", apunta Ana Moreno

decoration

Como se puede observar en la ciudad, la presidenta de API confirma que las zonas más solicitadas por estos jóvenes son aquellas que tienen cerca los centros universitarios o las que ofrecen mayor facilidad para los desplazamientos. Así, Ciudad Jardín y Parque Cruz Conde son «clásicos» en la demanda por su proximidad al rectorado y a las facultades de Ciencias de la Educación, Medicina y Enfermería de la Universidad de Córdoba. Los barrios de San Lorenzo y La Magdalena también se encuentran entre los preferidos, por estar cerca de la Facultad de Derecho y Ciencias Económicas y Empresariales de la UCO. Junto a estos, Ana Moreno apunta que «últimamente hay un cierto repunte en Huerta de la Reina por la cercanía a la estación de tren, para acudir al campus universitario de Rabanales».

En estas zonas, los universitarios buscan, sobre todo, pisos de dos o tres dormitorios para compartir («de cuatro se piden menos, porque es más difícil encontrar a tanto compañero», aclara Ana Moreno), que tengan un baño, «pero si tienen dos mucho mejor». Demandan que la cocina esté equipada y la vivienda, amueblada, y «se valora mucho que tenga conexión a internet, porque si no, el que llega lo tiene que contratar. Ahora es imprescindible para los estudiantes», subraya.

Habitualmente, los arrendadores no alquilan las viviendas directamente a los estudiantes, sino que piden avales que suelen ofrecerse por parte de los padres «para garantizar el pago de la renta. Los estudiantes no tienen ingresos propios y lo normal es que se les pida avalistas o fiadores», explica la presidenta de API. Sobre las ventajas e inconvenientes de tener a estos inquilinos, también manifiesta que «si es un arrendamiento de temporada, porque se suele hacer de octubre a junio o de septiembre a junio, dependiendo del curso, sabes que si no te va bien o has tenido algún problema, llegado el momento se acaba el contrato y para el año siguiente puedes encontrar a otra persona. Esa suele ser la mayor ventaja». 

En el lado contrario, «el inconveniente puede ser, fundamentalmente, el que todos sabemos: que no se respeten las normas de vecindad, que no se respeten las normas de las comunidades de propietarios en cuanto a ruidos y las horas de entrada y salida, o se causen ciertas molestias». 

No obstante, Ana Moreno confirma que hay propietarios que prefieren alquilar sus viviendas a los estudiantes, «sobre todo, porque a veces el estudiante es menos exigente en cuanto a mobiliario y sus necesidades. A lo mejor una familia te exige mejores condiciones en cuanto a las características del mobiliario, los sofás, los muebles, las cortinas... y los estudiantes en eso no son tan exigentes, pueden contentarse con algo menos», apunta.

"La actividad comienza a partir de junio, pero dentro del negocio de la inmobiliaria no es un dato importante", explica José Vaquero"

decoration

A diferencia de lo que ocurría «hace muchos años», cuando eran los chicos quienes alquilaban más viviendas y las chicas iban más a residencias, ahora «no se aprecia ninguna diferencia» y hay pisos compartidos por estudiantes de ambos sexos, según señala la presidenta de API. 

Una escasa incidencia en el negocio de las inmobiliarias

El presidente de la Asociación de Agencias Inmobiliarias de Córdoba (Asaicor), José Vaquero, señala que «el flujo de estudiantes comienza habitualmente en junio» y detalla que «dentro del negocio de la inmobiliaria, no es un dato importante».

Este profesional confirma que «la gran mayoría» busca pisos de tres dormitorios para compartir. También apunta que en el mercado hay inmuebles que están específicamente preparados para estos clientes y cuentan, por ejemplo, con dormitorios con mesas de estudio. Según su experiencia, los estudiantes suelen abonar entre 150 y 200 euros por habitación, un importe que oscila en función del estado de conservación de la vivienda arrendada.

Así, este profesional señala que, por ejemplo, en el Parque Cruz Conde se pueden encontrar pisos de entre 450 y 700 euros , y coincide en que los estudiantes suelen pagar una media de 600 euros en esta zona o Ciudad Jardín, mientras que en otras que tienen una demanda menor el precio puede ser de 500 euros. 

José Vaquero confirma que el coste de los alquileres en general ha subido este año, un incremento que sitúa «entre un 5% y un 10%». Sobre la tramitación de estos arrendamientos, comenta que la mayoría de los universitarios acude a la inmobiliaria acompañados por sus padres, aunque este tipo de alquileres se suele gestionar, de forma mayoritaria, de forma privada.  

Estudiantes disfrutan del buen tiempo en el colegio mayor Nuestra Señora de la Asunción. A. J. GONZÁLEZ

Plazo abierto para las residencias de la UCO

Además del alquiler de viviendas, los estudiantes tienen la opción de vivir en residencias. La Universidad de Córdoba ofrece alojamientos en el colegio mayor Nuestra Señora de la Asunción, en Belmez y en la residencia Lucano, que está en Rabanales. En estos momentos, está abierto el plazo de solicitudes para optar a una plaza y se cerrará el 19 de mayo

El 19 de mayo se cierra el plazo de admisión de solicitudes para las residencias de la UCO

decoration

Estas residencias pueden acoger a 552 estudiantes y en la actualidad cuentan con 13 vacantes, pero hay que recordar que en las próximas semanas la situación cambiará porque muchos alumnos habrán finalizado sus estudios y abandonarán la ciudad. Aquellas personas que tengan interés en residir en el colegio mayor, encontrarán una habitación individual con pensión completa por 695 euros mensuales, mientras que la habitación doble cuesta 665 euros. En Belmez hay casitas para tres personas por 130 euros al mes (por cada inquilino) y en este caso solo se incluye el alojamiento. Del mismo modo, la residencia Lucano no incluye manutención y la casita para una persona cuesta 106 euros mensuales; la de tres, 187 euros mensuales por estudiante y la de cuatro, 174 euros por persona. 

Estudiantes, en las instalaciones de la residencia Puertanueva. Ó. BARRIONUEVO

Puertanueva, una residencia de ambiente familiar

Entre otras posibilidades, los estudiantes también cuentan con la residencia universitaria Puertanueva. Su director, Miguel Ángel Peña, afirma que se trata de «un centro de excelencia y ambiente familiar», que cuenta con 30 plazas y admite a chicos y chicas. Este responsable indica que «recibimos solicitudes durante todo el curso» y, acerca de la entrada de residentes, detalla que «tenemos un proceso de selección que incluye una entrevista y la aportación de cartas de referencia, para asegurarnos de que las personas a las que damos la plaza vienen con un nivel de madurez adecuado».  

La residencia Puertanueva dispone de 30 plazas y numerosos servicios para el estudiante

decoration

La residencia Puertanueva tiene 39 años de experiencia y es un centro adscrito a la UCO. Sobre el perfil de los usuarios, Miguel Ángel Peña apunta que son españoles y extranjeros, y que hay alumnos de la mayoría de las facultades de la Universidad de Córdoba y de la Universidad Loyola Andalucía.

Los precios dependen de los servicios contratados, pero la plaza se puede encontrar desde 790 euros mensuales (más un 10% de IVA) para un curso académico, por un paquete que incluye alojamiento en habitaciones individuales y dobles con cuarto de baño y climatización propia, pensión completa todos los días de la semana, lavandería, limpieza de habitación, clases de idiomas, internet, uso de bicicletas gratuito y «lo más valioso, que es el programa de actividades», subraya su director.

Compartir el artículo

stats