LA SITUACIÓN DEL SECTOR

Las inmobiliarias prevén que la oferta de alquiler suba un 5 o 10%

Vaticinan que el precio se mantendrá inalterable o que descenderá | La demanda de inmuebles en arrendamiento ha aumentado un 70%

Las inmobiliarias prevén que la oferta de alquiler suba un 5 o 10%

Las inmobiliarias prevén que la oferta de alquiler suba un 5 o 10%

Isabel Leña

Isabel Leña

La Asociación de Agencias Inmobiliarias de Córdoba, Asaicor, que aglutina a 28, ha realizado un sondeo entre sus asociados para predecir qué espera al sector en los próximos meses tanto en relación al arrendamiento como a la compraventa de viviendas nuevas o de segunda mano. En cuanto al alquiler, las inmobiliarias sondeadas consideran que la cartera existente en el mercado aumentará y así lo indican el 58% de las mismas. De las que realizan esa afirmación, el 56% están convencidas de que la oferta crecerá entre un 5% y un 10%. La mitad de los encuestados afirman que el precio del alquiler se mantendrá inalterable y la otra mitad, que bajará, por lo que nadie espera subidas. El 83% de las inmobiliarias que creen que el valor descenderá estiman que lo hará entre un 5 y un 10%.

En relación a las ventas de vivienda de segunda mano, el 66% de las agencias inmobiliarias piensan que aumentarán y que lo harán en un porcentaje que oscilará entre un 5% y un 10%. En cuanto a los precios, un 58% prevé que disminuirán y en el mismo porcentaje. En cambio, en la vivienda nueva, el 41% de las agencias opinan que las ventas no variarán y tanto la mayor parte de las que piensan que aumentarán como las que consideran que bajarán estiman que lo harán también en la horquilla del 5% al 10%. El 62% de las agencias que pertenecen a Asaicor creen que los precios de la obra nueva seguirán igual y las que piensan que aumentarán o disminuirán marcan la misma proporción.

El presidente de Asaicor, José Vaquero, percibe un exceso de oferta de vivienda en el mercado y un aumento de las ventas motivado por la leve bajada de precios. Vaquero piensa que las agencias inmobiliarias están condicionadas a que el sector se recupere de la crisis, ya que no es ajeno a la incertidumbre económica que hay. El presidente de Asaicor explica que las entidades financieras "están siendo muy exigentes" con los compradores y solo ofrecen el 80% de la financiación. "La falta de un cliente con ese perfil hace que las ventas se ralenticen si la vivienda no tiene un precio adecuado", señala. Vaquero está convencido de que la situación irá a peor si la vacuna contra el covid no da resultados. "A finales del 2021 y del 2022 se verán las consecuencias del covid", señala Vaquero, que anima a "ser cauto y ver el mercado de forma realista y no optimista".

Asaicor detecta un importante incremento del parque de vivienda de alquiler, procedente en gran medida de las que estaban destinadas al sector turístico y que han quedado vacías con motivo de las restricciones a la movilidad. A su juicio, "esto hace que la oferta esté sobredimensionada y que los precios bajen entre un 5% y un 10%".

En cuanto al 2020, su balance es que el confinamiento cambió las preferencias de compra y se optó por la periferia. En el termómetro del 2020, detectó una bajada de precios que mayoritariamente fue del 1% al 5%, aunque hubo descensos de hasta un 15%. En el alquiler percibió que la demanda había aumentado un 70% por el creciente interés de familias de fuera ante el temor de otro confinamiento o por el teletrabajo.