Kiosco

Diario Córdoba

ACTUALIDAD BLANQUIVERDE

¿Vendería usted El Arcángel al Córdoba CF?

Los inversores de Baréin en el Córdoba han planteado al Ayuntamiento la compra del estadio | El Gobierno local no se niega, aunque sabe de los grandes impedimentos

González Calvo y Bellido, junto a Torrejimeno, el pasado abril en las celebraciones por el ascenso a Primera RFEF. AJ GONZALEZ

Hasta principios de los 90, El Arcángel era un estadio propiedad del Córdoba CF, aunque la vieja instalación la estrenara, en realidad, el Real Club Deportivo Córdoba, el Día de la Fuensanta de 1945. José Ramón Pérez de la Lastra y Hoces, presidente y primer benefactor que tuvo la entidad blanquiverde, era el autor de la iniciativa del denominado «estadio ribereño» o «coliseo ribereño» y aquel 8 de septiembre enfrentó al RCD Córdoba con el Sevilla, de Primera División. Aquel campo con solera tuvo vida hasta 1993, cuando el presidente blanquiverde, Paco Rojas, peleaba contra la secular ruina cordobesista. «No es justo que diez se dejen la vida trabajando mientras que 299.990 miran», clamó en las páginas de Diario CÓRDOBA. «El club se moría. El viejo estadio ya lo había hecho», escribía en estas mismas páginas Rafael Aranda. El 6 de enero de 1993 jugó el Córdoba CF el último partido en el viejo El Arcángel, ante el Cacereño (0-2).

Después de 47 años, el Córdoba CF dejó de ser propietario de su casa y se marchó al nuevo El Arcángel, con serios problemas desde antes de su inauguración. La escenificación realizada ayer por el alcalde, José María Bellido, puede resumir bien lo que ha sido El Arcángel en El Arenal: un cúmulo de problemas. Solo algunos datos que pueden ayudar a imaginar lo que significa «trabajar» con El Arcángel. La instalación eléctrica continúa a nombre de una empresa municipal que no existe y con tarifa de obra. Esto quiere decir que mientras que el coste mensual del recibo eléctrico de El Arcángel debía ser de unos 2.500 o 3.000 euros al mes, en la actualidad el Córdoba CF debe abonar unos 18.000 euros. Y no puede ser desgravada esa factura, al no estar a nombre del que paga, esto es, el club blanquiverde. Por no poder, el Córdoba CF no puede instalar siquiera lámparas led en los focos, que alivien de alguna manera dicha factura eléctrica. Las goteras que soportan los aficionados cada otoño e invierno no son sino el reflejo exterior de los múltiples problemas de la instalación, cuyo mantenimiento no baja cada temporada de los 400.000 euros.

El Córdoba CF quiere comprar El Arcángel

Ahora, el Córdoba CF quiere volver a ser propietario de su casa, 30 años después de que tuviera que irse a jugar de prestado. Unión Futbolística Cordobesa (Infinity Capital) planteó al Ayuntamiento de Córdoba la compra del estadio municipal hace ya meses. Como primera referencia para el debate sobre su coste, los nuevos propietarios de la entidad blanquiverde plantearon la tasación que se hace del mismo, ligeramente por encima de los 33,5 millones de euros. Según fuentes blanquiverdes, «ante los problemas que genera la instalación y también a la hora de realizar la cesión, por ejemplo, como hemos visto, pues nosotros le planteamos al Ayuntamiento esa opción: comprar el estadio para eliminar trámites y poder realizar todo lo que ya le hemos planteado al Gobierno local». La capacidad del fondo bareiní está ahí, por lo que la propuesta es más que seria. De hecho, fuentes municipales la confirmaron a este periódico. «Sí, el valor de compra estaría en torno al valor de tasación, por encima de los 30 millones de euros», informaron a este periódico, aunque también reconocieron las múltiples dificultades para poder vender el estadio municipal que, hay que recordar, es la instalación en la que más dinero público se ha empleado en Córdoba en toda su historia. Esas mismas fuentes municipales valoran que el estadio municipal ha supuesto para las arcas públicas no menos de 45 millones de euros en un cálculo conservador. La amortización anual deja su actual valor en esos 33,5 millones de euros de los que habló el alcalde de Córdoba, José María Bellido, durante el anuncio de la próxima aprobación del pliego de condiciones por parte de la Junta de Gobierno local, en el salón de plenos del Ayuntamiento.

Una compraventa casi imposible

Pero vender o comprar un estadio no es un trámite precisamente fácil. Y es aún más difícil en Córdoba. Solo hay que ver el proceso que está viviendo el actual Gobierno local para la cesión. Según fuentes municipales, la primera dificultad estaría en la calificación urbanística del edificio y su situación. Según estos dos parámetros, para acometer un proceso de venta habría que modificar en el Plan de Ordenación dicha calificación, con todo lo que supone de informes jurídicos y urbanísticos previos. Posteriormente, la Junta de Andalucía tendría que aprobar no solo la modificación urbanística, sino también el planteamiento del Ayuntamiento de vender la propiedad municipal. Y, finalmente, la operación tendría que contar con el visto bueno de la mayoría del pleno. Es decir, que también habría que tener un acuerdo político en el bolsillo, a priori, más que difícil.

Según varias fuentes consultadas por este periódico, todo el proceso podría llevar un tiempo no menor a los cinco años, en el mejor de los cálculos. A pesar de todo y viendo que por primera vez en 30 años el Córdoba CF plantea la «recompra» de su estadio, la pregunta parece pertinente entre los aficionados blanquiverdes y los cordobeses en general: ¿vendería usted El Arcángel al Córdoba CF?

Compartir el artículo

stats