Kiosco

Diario Córdoba

ACTUALIDAD BLANQUIVERDE

El Córdoba CF llega a una Primera RFEF de nivel

Doce de los 19 rivales del conjunto blanquiverde compitieron en Segunda División | Seis de ellos lo hicieron en los últimos cinco años y otros cinco, incluyendo a los cordobesistas, militaron alguna vez en Primera División

El Deportivo de La Coruña visitará El Arcángel en Liga cinco años después. SANCHEZ MORENO

¿Sirve el historial para algo? En el Córdoba CF, en su entorno, siempre se apela a él cuando el equipo debe enfrentarse a un rival de recorrido histórico más corto o con un balance deportivo más gris que el blanquiverde. Sin embargo, ese mismo entorno deja en el cajón de los recuerdos los historiales de los dos equipos cuando al cordobesista le toca cruzarse con un adversario con una hoja de servicios más larga que una pretemporada. En cualquier caso, siempre se mira, aunque sea de reojo, lo hecho por cualquier equipo en las anteriores temporadas, en los últimos tiempos, porque se quiera o no, indica la tendencia de ese rival. Y el Córdoba CF debe mirar lo realizado en las últimas temporadas por sus adversarios en el Grupo 1 de Primera RFEF.

El blanquiverde, hay que recordarlo, es un equipo recién ascendido, lo que le debe dar la suficiente humildad como para mirar a los demás de igual a igual, nunca por encima del hombro. Pero también es un equipo que hace apenas tres años estaba en Segunda División A. De hecho, hace apenas ocho años que militaba en Primera División, por lo que sí que deberá mostrar la humildad de un recién ascendido, pero nada de modestia -sobre todo por su presupuesto- y sí algo de orgullo si apela a su pasado, incluso el reciente.

No es la caída del Córdoba CF la más sonora de los últimos años, porque el Deportivo de La Coruña estaba en Primera División hace apenas cuatro años y en Segunda División hace solo dos, ya que en la 2019-20 aún jugaba en el fútbol profesional. Tanto en la 2020-21 como en la recientemente cerrada 2021-22 jugó las eliminatorias de ascenso a Segunda División A, ambas saldadas con fracaso, algo de lo que debería tomar nota el conjunto blanquiverde.

Hay otros tres equipos del Grupo 1 de Primera RFEF que también probaron las mieles de la Primera División pero hace ya más de medio siglo. El Pontevedra la jugó en la 1969-70, mientras que la Cultural Leonesa y el Ceuta la jugaron en los años 50.

Olieron la plata

En Segunda División A jugaron nada menos que trece de los 20 equipos que conforman el Grupo 1 de Primera RFEF. Además del Deportivo y del Córdoba CF, militaron en el fútbol de plata el Racing de Ferrol, el Rayo Majadahonda, el Badajoz, la Cultural Leonesa, el Algeciras, el Castilla, la Balompédica Linense, el Ceuta, el Pontevedra y los dos recién descendidos, el Alcorcón y el Fuenlabrada. De esos trece, once lo hicieron en el siglo 21, ya que solo la Balona, en los años 50, y el Ceuta, en los 60, lo hicieron en el anterior siglo.

El Alcorcón y el Fuenlabrada acaban de descender de Segunda División A, categoría en la que los alfareros estaban desde que ascendieron en la primavera del 2010. Es otro de los aspectos a estudiar en cuanto a currículum se refiere: seis de los equipos del Grupo 1 de Primera RFEF estaban en el fútbol profesional hace cinco o menos años. Además del Córdoba CF, el Deportivo, el Alcorcón y el Fuenlabrada, la Cultural Leonesa y el Rayo Majadahonda jugaron en el fútbol de plata hace menos de cinco años, por lo que tienen bastante reciente lo que significa competir en el fútbol profesional al más alto nivel.

A todo ello hay que añadir los «herederos». Aquellos clubs que no han estado en Primera o Segunda pero sí son los sucesores de otros, por lo que las ciudades que representan sí que han estado en la elite del fútbol español. Es el caso de Unionistas, cuyo antecedente, la UD Salamanca, que estaba en Segunda División A en la 2010-11 y en Primera División en la 1998-99. Algo parecido ocurre con el Mérida AD, «heredero» del CP Mérida, que jugaba en Primera División en la 1997-98 y en Segunda División en la 1999-2000. Algo parecido a lo que ocurre con el Linares Deportivo, cuyo antecedente histórico también llegó a competir en Segunda División A.

En los dos filiales a los que se enfrentará el Córdoba CF existen las dos caras o extremos. El Celta de Vigo B nunca jugó en Segunda División A, siendo la Segunda B su tope histórico, al menos hasta ahora, mientras que el Castilla no solo llegó hasta los lugares más altos de Segunda División A, sino que pasa por ser el único filial del mundo que disputó competición internacional, tras llegar a aquella final de Copa contra sus mayores, el Real Madrid, hace exactamente 40 años.

Compartir el artículo

stats