+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

huelga general en la enseñanza

Masiva manifestación contra la Lomce y los recortes en educación

Profesores, alumnos, estudiantes universitarios y padres acuden a la convocatoria de protesta. Un 70,85% de alumnos cordobeses no asisten a clase en los centros públicos, según la Junta

 

Participantes en la masiva manifestación, que partió de la plaza de las Tendillas. - AJ. GONZÁLEZ/ MIGUEL ÁNGEL SALAS/ EVA M. HERAS

El sindicato UGT, por la tarde, ante la Subdelegación del Gobierno. - AJ. GONZÁLEZ/ MIGUEL ÁNGEL SALAS/ EVA M. HERAS

Carmen Aumente Carmen Aumente
10/03/2017

Una masiva manifestación, a la que acudieron más de 2.000 personas, que la Policía Local rebaja a unas 1.000, recorrió ayer el centro de Córdoba, desde la plaza de Las Tendillas a la Subdelegación del Gobierno, en defensa de la escuela pública y en contra de la Lomce, de los recortes en educación, de la precariedad y de la privatización de la enseñanza. Paralelamente a la manifestación había convocada una huelga general en la enseñanza pública que, según los datos ofrecidos por la Delegación de Educación de la Junta, fue seguida por el 70,85% de los alumnos de la provincia, mientras que los sindicatos la cifraban en un 80% de los estudiantes y entre un 40-50% del profesorado. La Junta no ofreció datos sobre el impacto docente, mientras que desde la Universidad de Córdoba informaron que el seguimiento en las distintas facultades había sido mínimo y no había afectado apenas a la actividad docente.

Sin embargo, muchos estudiantes universitarios participaron en la manifestación y, en Filosofía y Letras, representantes del Consejo de Estudiantes leyeron un manifiesto en la puerta. Más presencia tuvieron los alumnos de institutos cordobeses, convocados por varias asociaciones estudiantiles, como la Coordinadora de Base Estudiantil, Frente de Estudiantes o Sindicato de Estudiantes, que dejaron claro en sus gritos y lemas que querían «menos ratio en clase» y «no a la sobresaturación de las aulas». Un nutrido grupo de alumnos del colegio Noreña con sus madres gritaban «Más dinero para educación», quizá de los pocos representantes de la educación Infantil y Primaria que acudieron a la protesta, ya que la federación de asociaciones de padres y madres de la enseñanza pública, Fapa Ágora, si bien animaba a defender la educación pública recomendaba en un comunicado que los alumnos no dejasen de asistir a los centros «ya que la educación es un derecho de nuestros hijos e hijas que desde el ámbito familiar no debemos vulnerar».

El secretario general del sindicato de enseñanza de CCOO, Antonio Jesús Sánchez, destacó que estaban «satisfechos» por el seguimiento masivo de la huelga general y señaló que incluso había colegios que habían cerrado al completo, como el Ferroviario o Santuario. Sánchez recordó que «llevamos siete años de recortes en educación y lo que se prevé es que se sigan produciendo más, y eso es inasumible». El responsable sindical afirmó que «queremos que se baje la ratio, que es algo fundamental para conseguir la calidad en la educación» y pidió más inversión y «no aplicar esos recortes que están destrozando» la educación. El representante sindical pidió que «no se nos imponga una ley que no sirve», como es la Lomce.

Antonio Bujalance, del sindicato Ustea, explicó que la movilización es «en contra de la política educativa del Gobierno y de la Junta que solo destinan el 4% del PIB a la Educación, cuando la ONU recomienda un mínimo del 6%, por eso nos parece poco la propuesta de IU y Podemos hecha al Parlamento andaluz de elevar el porcentaje a solo el 5%».CCOO participó en la manifestación pero no suscribe el manifiesto de los colectivos convocantes, como son CGT, Coordinadora de Base Estudiantil, Docentes en Acción, Frente de Estudiantes, Marea Verde, El Movimiento Andaluz por la Enseñanza Pública, Ustea y Padei. En el manifiesto hecho público con motivo de la convocatoria, los convocantes señalan que «el Gobierno de España, con su intención de dejar sin efecto el acuerdo del Congreso para paralizar la Lomce, actúa como si la soberanía no residiera en el pueblo». El sindicato mayoritario CSIF no apoya la convocatoria, por considerar que «no es el momento» cuando hay en marcha un proyecto negociador con el Ministerio de Educación para mejorar el sistema educativo.

La delegada de Educación, Esther Ruiz, dijo en un comunicado que «la Junta de Andalucía rechaza la Lomce por ser la ley más injusta y retrógrada de la historia que atenta contra la igualdad de oportunidades» y subrayó que «necesitamos un marco legislativo justo y estable para que el Pacto Educativo sea una realidad, teniendo como cimiento principal la igualdad de oportunidades». En la provincia, hubo concentraciones. En Priego, por ejemplo, la huelga fue secundada por la mayoría de los centros públicos de la localidad, aunque no de manera mayoritaria. El acto central tuvo lugar lugar en la plaza de la Constitución. Alumnos del IES Lope de Vega se manifestaron por las calles de Fuente Obejuna, concentrándose en la plaza Lope de Vega en rechazo a la Lomce.

Viene de la página anterior

Temas relacionados