+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

OPERACIÓN EN EL MARESME

Liberado un hombre secuestrado en Mataró

La policía detuvo a uno de los raptores en el momento en el que se disponía a recoger el dinero del rescate. La investigación permitió dar caza a los cuatro raptores, incluído el líder de la banda, que ya está en prisión

 

Coche patrulla de los Mossos, en una imagen de archivo. - FERRAN NADEU

Redacción
17/02/2019

Los Mossos d'Esquadra frustraron a finales de enero un secuestro perpetrado en plena calle en Mataró. Sucedió el 24 de enero, cuando un hombre fue asaltado por cuatro individuos frente a su casa. La banda exigió un rescate de 13.000 euros. El dispositivo policial se puso en marcha la madrugada del 26 de enero y finalmente, en el momento de realizar el pago, la víctima pudo ser liberada. 

Los hechos se iniciaron cuando el 25 de enero se tuvo conocimiento de la interposición de una denuncia de una mujer que manifestaba que su hermano había desaparecido el día anterior. Aseguraba no haberle visto desde entonces, y tampoco respondía a sus llamadas. La mañana de ese mismo día 25 se dio cuenta de que había recibido varios mensajes de su hermano en los que le decía que estaba retenido contra su voluntad y que sus captores exigían el pago de una presunta deuda por drogas de 13.000 euros. En estos mismos mensajes explicaba que no sabía dónde estaba y que estaba permanentemente vigilado. 

EL INTERCAMBIO

Una vez comprobada la veracidad de los hechos, se hizo cargo de la situación la Unidad Central de Secuestros y Extorsiones (UCSE). El dispositivo policial para liberar a la persona secuestrada se llevó a cabo la madrugada del día 26 de enero. En el transcurso de las negociaciones que la familia llevaba a cabo con los secuestradores se estableció una hora y un punto de pago para satisfacer la cantidad demandada. Así las cosas los agentes, con el apoyo del Grupo Especial de Intervención (GEI), se desplegaron en la zona, y cuando vieron que llegaba un coche con la víctima en su interior, actuaron rápidamente liberando el secuestrado y arrestando a la persona que lo custodiaba. 

Los investigadores pudieron constatar que el secuestro lo llevaron a cabo cuatro hombres que abordaron a la víctima en el portal de su domicilio de Mataró, lo golpearon y, una vez ya lo tenían aturdido, se lo llevaron por la fuerza en un vehículo hasta un piso donde lo retuvieron. Una vez allí, fue amenazado y golpeado en varias ocasiones. Sus raptores sólo dejaban que se comunicara con la familia para pedir la cantidad de 13.000 euros lo antes posible.

Las pesquisas policiales permitieron ubicar el domicilio donde había sido retenida la víctima. Todo ello acabó con la detención de un segundo autor de los hechos que era, de hecho, quien llevaba el liderazgo del grupo. El primer detenido fue puesto a disposición judicial el día 28 de enero y quedó en libertad con cargos. Para el segundo, arrestado el 2 de febrero, el juez ordenó su ingreso en prisión provisional. El día 15 de febrero se estableció un segundo operativo policial que permitió detener a los otros dos miembros del grupo en Mataró. El sábado pasaron a disposición judicial y el juez decretó su libertad con cargos.