+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

sector financiero

El Banco de España ve "preocupante" la alta competencia bancaria

La subgobernadora insta a nuevas fusiones pero asegura que dependen de las entidades. Delgado niega que haya sobre la mesa una unión de Bankia y BBVA u otras operaciones

 

La subogernadora del Banco de España, Margarita Delgado. -

P. ALLENDESALAZAR
14/01/2020

La guerra de precios en el sector financiero preocupa al Banco de España desde hace tiempo. La subgobernadora del Banco de España, Margarita Delgado, lo ha vuelto a dejar claro este martes, al asegurar que la elevada competencia en la banca es "incluso preocupante", porque provoca un "estrechamiento de los márgenes" financieros de las entidades, cuya rentabilidad es en mucho casos inferior a la necesaria para ser viables a largo plazo.

Así lo ha advertido la número dos del organismo supervisor en un acto organizado por el Club Diálogos para la Democracia y Unicaja Banco. No es, en cualquier caso, la primera vez que manda un mensaje similar. En el 2018, al poco de asumir el cargo, ya instó a las entidades a que su política de precios "garantice" que lo que cobran por un producto o servicio se corresponde con su "coste total". Es decir, que no los vendan a pérdidas para ganar clientes y cuota de mercado.

Delgado ha descartado así que una nueva ronda de fusiones pueda perjudicar a la competencia. "Dado el entorno extremadamente competitivo en el que nos movemos, quiero subrayar que el mapa de fusiones nacionales puede no estar todavía cerrado, particularmente cuando la reducción de costes de estructura es una de las pocas palancas disponibles para mejorar la cuenta de resultados", ha instado a los bancos, como lleva haciendo el Banco de España desde el 2015, si bien con poco resultado por el momento.

DECISIÓN PRIVADA

La subgobernadora, eso sí, ha reiterado que las propuestas de fusiones "tienen que provenir de las entidades, no las tienen que decidir las autoridades" y ha asegurado que ahora mismo "no hay nada encima de la mesa" de los supervisores al respecto. En esta línea, se ha mostrado "un poco sorprendida" de que se le preguntase si la formación del nuevo Gobierno puede facilitar estas operaciones, particularmente una unión entre Bankia y el BBVA, de la que se viene rumoreando desde hace tiempo, como también entre la entidad nacionalizada y el Sabadell o CaixaBank.

Delgado, en cualquier caso, ha advertido de que "no se puede hacer una fusión a cualquier precio", ya que estas uniones deben contar con un plan de negocio y gobierno corporativo que sea considerado "viable" a ojos de las autoridades. "El exceso de capacidad puede llevar a operar por debajo de márgenes ante la muy elevada competencia, lo que imposibilitaría realizar inversiones necesarias para el futuro de la entidad y su adaptación a las nuevas tecnologías y nuevos operadores, como por ejemplo en sistemas, creando una especie de 'bancos zombies' que arrastran aún más hacia abajo la rentabilidad del sector", ha alertado.

ADVERTENCIA SOBRE LOS IMPUESTOS

La subgobernadora también ha advertido sobre los posibles efectos negativos que podrían tener los impuestos a los bancos que estudia el Gobierno. "Cualquier subida de impuestos afectará a la banca. Los bancos son agentes económicos que tendrán que tomar sus decisiones de gestión. Tendrá que actuar con responsabilidad y con criterio", ha sostenido.

Asimismo, ha mantenido que sería positivo que se produjeran fusiones entre bancos de distintos países de la zona euro para completar la unión bancaria, pero se ha mostrado pesimistas sobre la posibilidad de que se produzcan a corto plazo por las diferentes regulaciones nacionales que aún existen y porque las uniones nacionales permiten reducir más los costes en un momento de bajos ingresos. La creación de un Fondo de Garantía de Depósitos europeo, ha afirmado, sería una "condición necesaria, pero no suficiente" para facilitar estas uniones.