+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

El viaducto está fechado en el siglo XVI

El lunes comienzan las obras para consolidar el Puente Povedano en Lucena

La intervención afectará a los arcos y al pilar central y durará siete meses

 

Imagen del Puente Povedano, en el que se va a intervenir a partir del lunes. - CÓRDOBA

Redacción
12/09/2020

El Ayuntamiento de Lucena inicia el próximo lunes las obras de restauración y consolidación de los arcos y el pilar central del Puente Povedano, que durante siete meses llevará a cabo la empresa Antica Rehabilitación con un presupuesto que asciende a 67.639 euros.

La edificación de este puente histórico se remonta a 1579, probablemente sobre razas de Hernán Ruiz a instancias del propio Consistorio lucentino, sirviendo como cruce fluvial sobre el río Anzur, en el paraje conocido como las Navas de Mingo Rubio, con estructura de piedra, realizado con sillares y mampuesto, y cuyo avanzado estado de deterioro ha sido puesto de manifiesto en los últimos años.

La Concejalía de Patrimonio Histórico-Artístico pone en marcha con esta primera fase de obras la intervención en los elementos fundamentales de su estructura -los dos arcos y el pilar central-, a fin de evitar el hundimiento del puente. Para posteriores intervenciones, el proyecto redactado por el estudio de arquitectura Marcos Sánchez propone actuar sobre el resto del alzado y sobre la plataforma superior del puente para llevar a cabo una recuperación completa del mismo y devolverlo a su estado y configuración original.

Para Mamen Beato, concejala responsable de esta área municipal, esta actuación sobre el puente del siglo XVI «marca un hito» en la recuperación del patrimonio histórico lucentino, sobre todo, al tratarse de un elemento que aporta no solo utilidad para los vehículos sino también un atractivo para los aficionados al senderismo a través de una ruta que circula entre la Sierra de Aras y el camino antiguo de Benamejí.

La ejecución de estas obras, que comienzan la próxima semana con la instalación del andamiaje, supondrá el cierre al tráfico del puente, de modo que los propietarios de las fincas del entorno deberán circular por rutas alternativas desde el camino de Mingo Rubio. «Somos conscientes de las molestias que estas obras supondrán para algunos vecinos durante la campaña de la recogida de la aceituna, pero como ocurre en cualquier arreglo de una calle urbana, confiemos en que las obras avancen a buen ritmo y con un resultado satisfactorio para quienes más utilizan este camino en su día a día», señala Beato. El puente perdió su carácter estratégico con la apertura de los puentes en la carretera de Málaga, pero conserva su historia y singularidad.