+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

COMIENZan las reuniones TRAS LA MODIFICACIÓN DE LA LOUA

El Ayuntamiento llegará «al máximo» en dar servicios

La dotación de luz, agua y saneamiento puede ser rápida en algunos casos. Urbanismo y Emacsa atenderán en los centros cívicos a los parcelistas

 

Asistentes a la reunión celebrada en El Higuerón. - MANUEL MURILLO

Isabel Leña Isabel Leña
01/06/2018

El Ayuntamiento tiene intención de llegar «al máximo posible» en la aplicación de la reciente modificación de la LOUA y en la dotación de servicios a las parcelaciones. La primera reunión anunciada entre Urbanismo, Emacsa, el Consejo del Movimiento Ciudadano (CMC), el consejo de distrito de El Higuerón y representantes de parcelistas de ese entorno para abordar los cambios que se avecinan ya se ha celebrado y, según explicó el presidente del CMC, Juan Andrés de Gracia, ha servido para «presentar con claridad la hoja de ruta».

De Gracia explica que en la reunión, que suscitó «muchas expectativas» y en la que hubo «gran participación», los asistentes transmitieron «su desconfianza» en la nueva norma por «la trayectoria de quince años de PGOU» con «avances y retrocesos». A pesar de ello, añade, la conclusión fue que «es una puerta que se abre» y que el Ayuntamiento «hará lo posible» para que la norma «se use al máximo». No obstante, quedó claro que no es posible dar cifras de beneficiarios, ya que «no hay dos parcelaciones iguales». Además, y según indicó De Gracia, el Ayuntamiento se compromete a «flexibilizar al máximo» la aplicación con el fin de adaptarse a las circunstancias. En el encuentro quedó patente que «el camino no va a ser fácil» y que el tiempo para la dotación «puede ser rápido» en algunos casos.

Una de las novedades es que habrá «una oficina volante para atender a cada parcelación o grupos de parcelistas» que quieran optar a los servicios básicos. De Gracia explica que, aunque el modelo no está cerrado, la idea es «usar los centros cívicos varias veces al mes» y que a ellos se desplacen los técnicos de Urbanismo y de Emacsa.

A pesar del avance que supone la modificación de la LOUA, quedan tareas pendientes. De Gracia afirma que «quedó claro que la norma es insuficiente y que hay casos que no van a poder acceder a los servicios», que «hay que solucionar», entre ellos, el de Fontanar de Quintos, «que tiene posibilidad de enganchar pero no puede al no tener el plan parcial aprobado porque la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir ha variado el límite de inundabilidad», o como las parcelaciones de la ampliación de Poniente. Además, y en relación a otras con más dificultades, como las del entorno de Medina Azahara, «hubo acuerdo de avanzar conjuntamente hacia el máximo posible» y «que se sigan abriendo puertas».

Las próximas reuniones serán el día 4 en Villarrubia, el 11 en Alcolea y el 13 en Trassierra. La idea es que también se sume Cerro Muriano.

Temas relacionados