+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

VIERNES SANTO / DESCENDIMIENTO

Una procesión más corta pero con todo el corazón del Sur

El viento y la gélida tarde no amilanaron a la cofradía, aunque recortó su regreso

 

El paso de misterio del Santísimo Cristo del Descendimiento camina en el Campo de la Verdad. - MANUEL MURILLO

Juan M. Niza Juan M. Niza
31/03/2018

Más fotos

El Descendimiento, en el Puente Romano.

Ver galería completa

El Descendimiento, en el Puente Romano.

Ver galería completa

El Descendimiento, en el Puente Romano.

Ver galería completa

Otra decisión salomónica de la jornada: salimos pero acortamos el recorrido.

Y es que pocas hermandades como El Descendimiento saben hacer las cosas a golpe de corazón, de latidos llegados desde el otro lado del Guadalquivir. Así de emotivas fueron la primeras chicotás dedicadas a los hermanos y costaleros que este año no están junto o debajo del paso, sino con el Cristo del Descendimiento. O la oración que se dedicó a estos hermanos en La Catedral, o las primeras saetas de la jornada que se oyeron, o ese soportar el viento en el Puente Romano, casi bíblico evocando la tempestad tras la muerte de Cristo, que dicho así suena muy literario y poético... pero que no dejó de ser otro revés, y no pequeño, para los hermanos en una fría estación (nunca mejor dicho) de penitencia. Clavel rojo para el misterio y blanco para el palio, en una procesión donde antes de partir no hubo tiempo de tomar sus tradicionales pestiños. No vamos a exagerar buscando más comparaciones bíblicas recordando al Pueblo Elegido antes de salir de Egipto. Pero así de decididos y ansiosos estaban los corazones del Descendimiento.

Temas relacionados