FÚTBOL SALA | PRIMERA DIVISIÓN

El Córdoba Futsal tira de casta para emocionar a Vista Alegre con una victoria ante el Osasuna

El conjunto blanquiverde remonta un partido complicado y vital para sostener sus aspiraciones esta temporada en la Primera División

Zequi, que salió de la pista en camilla, y Lucas Perin marcaron los goles ante el cuadro navarro en una actuación de raza y pundonor

Francisco Merino

Francisco Merino

El Córdoba Futsal rindió un tributo de honor a la clase trabajadora. Sacó adelante un partido vital en unas circunstancias adversas desde el inicio. Necesitó sacar de sí lo mejor que tenía -la constancia, la fe y la profesionalidad- para levantar una tarde que tenía un aire festivo en las gradas pero que en la cancha se disputó con miradas torvas y dientes apretados. Los de Josan González protagonizaron una remontada cuando su jugador referente, Zequi, que había marcado el empate, era retirado en camilla con un collarín tras una caída que le dañó el ojo y un hombro. El gaditano, en medio del dolor, pudo escuchar el estruendo del gol que su compañero Lucas Perin selló para que los cordobesistas despidieran el 2023 en Vista Alegre del mejor modo.

Gol de Zequi, del Córdoba Futsal, ante el Xota Osasuna en Vista Alegre.

Gol de Zequi, del Córdoba Futsal, ante el Xota Osasuna en Vista Alegre. / A.J. González

Brío para arrancar

Torpedeado por todos los flancos por las bajas -el último en caer, además por el fuego amigo de un pelotazo en un entrenamiento, fue el brasileño Guilherme Dos Santos-, el Córdoba Futsal se plantó con todo el brío que se le puede suponer a un equipo consciente de estar peleando por tres puntos fundamentales para no salirse del carril de su objetivo. A los pocos instantes ya protestó una salida del portero navarro por tocar con las manos fuera del área y en los primeros ochenta segundos de partido acumulaba dos faltas -Zequi y Pulinho- por excesos defensivos. Es el reverso tenebroso de la necesidad.

Zequi, en una acción individual, tuvo la primera ocasión; Muhammad lo intentó después. Los cordobesistas llegan con fluidez, eso es marca de la casa, pero lo de concretar es otro asunto.Joaqui se sumó el festival de apariciones en el área de Asier, que en cuatro minutos ya habia visto el peligro de cerca un buen puñado de veces. El Xota Osasuna se dejaba hacer. Bien plantado, con Fabinho como elemento más alborotador, contuvo a un Córdoba hambriento por tomar la delantera en el marcador.

Lanzamiento de peluches desde la grada en Vista Alegre

A.J.González

La primera intervención seria de Fabio llegó en el minuto 8, sacando con la pierna un tiro de falta -era ya la cuarta- de Linhares. Antoniazzi probó a Asier y Juninho falló en la línea en un balón que no esperaba tras un rechace. Los blanquiverdes sufrían. Y a los 10 minutos les llegó el golpe en un gol de Linhares en una acción personal en la que estuvo más suelto de lo debido. Los navarros jugaron con la precipitación local y dieron faena a Fabio, que desvió un trallazo de Ion Cerviño.

Josan González abraza al canterano Joaqui en el Córdoba Futsal-Xota Osasuna en Vista Alegre.

Josan González abraza al canterano Joaqui en el Córdoba Futsal-Xota Osasuna en Vista Alegre. / A.J. González

Antoniazzi, Muhammad y Lucas Perin estuvieron a punto en un arreón final de los blanquiverdes. Miguel Hernández, entrenador del Xota, pidió tiempo muerto para frenar una avalancha ofensiva a la que se sumó el portero Víctor. No hubo manera.

Por la vía de la insistencia

Retornó a la pista el Córdoba con un talante agresivo, arriesgado. Linhares, en una contra, no resolvió un mano a mano con Víctor, que hizo después una de las paradas de la tarde al desviar un globo que conectó desde su campo Dani Saldise al verle adelantado. El Osasuna sabía bien dónde se movía. El Córdoba ponía más deseo que método, entrando en una espiral complicada.

Muhammad, Pulinho... No faltaban los intentos. El público entendió la magnitud de la empresa y se enganchó con los suyos, tan perseverantes como escasos de acierto y suerte. Hasta que llegó el. Zequi. El que más allá cualquier otra consideración se pone la capa de superhéroe en medio de las tormentas. Se fabricó un gol a su estilo. Protegió la pelota, miró de reojo al meta rival y soltó un zapatazo feroz. Su celebración fue tan excesiva como la ocasión merecía. Quedaban diez minutos y el Córdoba estaba metido en situación. El acoso continuó.

Zequi, retirado en camilla en el Córdoba Futsal-Xota Osasuna en Vista Alegre.

Zequi, retirado en camilla en el Córdoba Futsal-Xota Osasuna en Vista Alegre. / A.J. González

Perin y Muhammad acariciaron el segundo gol. Poco después, Zequi se ganó la tarjeta por detener agarrando de la camiseta a un Linhares que se iba. La réplica fue salvaje: Antoniazzi progresó para estrellar el balón en el palo.

A 4:24 del fin, Zequi salió de la pista en camilla, con collarín, tras una mala caída. El mejor jugador, el capitán, se marchaba aclamado. El duelo estaba en un momento crítico. Veinte segundos después, Lucas Perin dio la vuelta al tanteador con un derechazo inapelable tras un balón robado por Antoniazzi. El Xota tiró del portero-jugador y el tramo final entró en ebullición. Los rojillos fueron con todo y encontraron su ocasión con una falta a 56 segundos que fue defendida con acierto por los blanquiverdes, diezmados y extenuados. Vista Alegre enloqueció con el bocinazo final. Nunca unos puntos fueron tan trabajados. Al final, invasión de niños en la pista y fiesta total.

[object Object]

2 - Córdoba Futsal: Fabio, Mareco, Pulinho, Zequi, Muhammad -equipo inicial-, Lucas Perin, Joaqui, Miguel Kenji, Antoniazzi, Josema, Hugo, Dani y Víctor (p).

1 - Xota Osasuna Magna: Asier Llamas, Juninho, Jhonatan Linhares, Pachu, Dani Saldise -equipo inicial-, Geraghty, Toni, Leo Café, Fabinho, Eloy, Ion Cerviño y Palazón.

Goles: 0-1 (10') Linhares. 1-1 (29') Zequi. 2-1 (36') Lucas Perin.

Árbitros: Mayo López y Panadero Díaz-Concha. Amonestaron con tarjeta amarilla a los locales Joaqui, Lucas Perin y Zequi y a los visitantes Geraghty, Asier y Juninho.

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 14 del campeonato de Liga de Primera División, disputado en el Palacio Municipal de Deportes ante unos 2.000 espectadores.