+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

COLECTIVOS CIUDADANOS

Diez objetivos de los vecinos

El Consejo del Movimiento Ciudadano y la Federación Al-Zahara resumen sus prioridades, cuestiones que darán muchos titulares de prensa los próximos meses

 

Diez objetivos de los vecinos -

Juan M. Niza Juan M. Niza
21/08/2017

En la mayoría de los casos son temas de los que se ha hablado mucho, de los que aún hay mucho que hablar y que en los próximos meses, sin dudas, darán que hablar y pie para muchos titulares.

Son los diez temas en los que se centrará el movimiento ciudadano en el inicio del próximo nuevo curso, un balance que a petición de Diario CÓRDOBA, han resumido Juan Andrés de Gracia, presidente del Consejo del Movimiento Ciudadano (máximo órgano de participación ciudadana reconocido por el Ayuntamiento) y la federación de asociaciones vecinales Al-Zahara, que preside Antonio Toledano.

En general, estos planteamientos se realizan «en una fase clave, en donde ya hay que cerrar propuestas pactadas», todo ello después de dos años de gestión del gobierno local en los que es preciso que «sea visible, real y que se ejecuten ya» obras, proyectos y acuerdos, explica De Gracia.
Antonio Toledano, por su parte, destaca la importancia que se da en los objetivos a corto plazo tanto a los temas de carácter urbanístico y de equipamiento como a los sociales. Se sigue así un camino que se inició hace años, tras estallar la fuerte crisis económica, durante la presidencia de José Rojas al frente de la federación vecinal, en donde las reivindicaciones sociales pasaron a un primer plano dadas las necesidades que aparecieron en los barrios.

JUNTOS PERO NO REVUELTOS

En líneas general, el urbanismo, el marco normativo municipal y los temas sociales son los tres grandes ejes de trabajo tanto por parte del CMC como de la federación vecinal Al-Zahara. Eso sí, con diferencias a veces notables entre una y otra entidad del movimiento ciudadano, pese a andar de la mano en muchos aspectos (hay que recordar al respecto que la federación vecinal tiene un importante peso orgánico en el propio CMC).

A continuación, en la fila superior se detallan las reivindicaciones y objetivos para los próximos meses del CMC, mientras que los de la federación vecinal Al-Zahara ocupan la fila inferior.

PATRIMONIO Y TURISMO

Plan de Usos del Casco Histórico

Según explica el presidente del Consejo del Movimiento Ciudadano (CMC), Juan Andrés de Gracia, «no podemos esperar más para que se definan de forma participada las bases de un plan de usos del Casco» que regule las actuaciones que en él se desarrollan para que «no se convierta en un escenario de cartón piedra vacío de la vida ciudadana real». Paralelamente se pide la puesta en uso de equipamientos cerrados como la Escuela Infantil, el colegio Luciana Centeno, el cine Andalucía, el Pósito, el Mercado Alcázar o Regina. El objetivo se plantea en un momento de fuerte malestar en el distrito Centro, en donde su presidenta, Juana Pérez, ya ha mostrado su temor por el fenómeno conocido como gentrificación, un proceso en Europa en el que se renuevan las zonas históricas pero aumentando especulativamente el valor de viviendas y locales, desvirtuando los barrios y desplazando a la población original de la zona.

URBANISMO

Revisión del PGOU y del Plan del Casco

No faltan coincidencias entre los objetivos de los próximos meses de la federación vecinal Al-Zahara y del Consejo del Movimiento Ciudadano (CMC), aunque con notables particularidades. Así, en Urbanismo, Al-Zahara pedirá de nuevo que se revise el PGOU y el Plan Especial de Protección del Casco Histórico (Pepch) para adaptarlos «a la realidad actual para que puedan ser instrumentos útiles y no se tenga que ir de innovación en innovación. Hay que tener un modelo de ciudad sostenible y el que marcaba el anterior plan se basa en la construcción desaforada». Sobre todo Al-Zahara considera que habrá que actualizar los planes y proyectos particularmente en «en la zona de la periferia» y, dentro del núcleo central, en «la zona de la Axerquía Norte». Capítulo aparte, piden un «mecanismo» para el viejo y conflictivo problema de las zonas privadas de uso público.

VÍA PÚBLICA Y VELADORES

Exigir la aplicación de la normativa

Al-Zahara insistirá en «la aplicación de la ordenanza existente interpretada según la posición común fijada en la mesa de veladores». Más aún «ampliaremos la regulación a los puestos de caracoles, comercios, quioscos... que ocupan la vía pública de forma desordenada y excesiva», afirma el documento prioridades de la entidad que preside Antonio Toledano. Al respecto, «hay que profundizar en la fase de actuación, esto es, la ejecución de los acordado, específicamente, sobre los incumplidores», eso sí «siempre dentro de la flexibilidad necesaria en una ciudad diversa». Se trata de responder a una filosofía de defensa de «la accesibilidad y la movilidad», pero también de «la convivencia». Este objetivo puede que sea uno de los que más polémicas levante los próximos meses, como complejo y tenso fue el debate el pasado curso político entre vecinos y hostelería.

PARTICIPACIÓN

Cumplir la norma y estar en más órganos

En este caso, la reivindicación tampoco es nueva: «exigir el desarrollo del Reglamento de Participación» de una forma plena, haciendo que se cumpla los mecanismos y especialmente «que se acepten las memorias participativas» y que ninguna decisión importante se adopte «sin explicar qué recorrido participativo ha tenido». Se pedirá también que se reformen los reglamentos de las juntas de distrito y los centros cívicos «para adaptarlos a las necesidades actuales», defender «nuestra presencia en empresas y organismos municipales», en las comisiones ciudadanas precisas y en proyectos de interés general de la ciudad. Entre éstos últimos, el de mejora del recinto ferial, la evaluación de la nueva carrera oficial de la Semana Santa, plan de viviendas, el plan integral del Reina Sofía, la Ciudad de la Justicia, acuerdos sobre antiguas instalaciones militares, ayuda a domicilio o la aplicación de la Ley de Memoria Histórica.

PERIFERIA

Servicios básicos, también en parcelas

El CMC también prevé trabajar en «una hoja de ruta de dotación de servicios esenciales, especialmente agua, en la periferia, con especial atención a las parcelaciones de la Vega (tanto las que están en vías de legalización como las que no) y la Sierra (sobre todo en núcleos consolidados como las Jaras). Se harán «las movilizaciones necesarias para conseguirlo» ante la Junta y el Ayuntamiento.

VIVIENDA

Suministros básicos, ITE y ascensores

«Seguiremos la lucha en contra de los desahucios, la pobreza energética y la falta de suministros básicos», por ejemplo, pidiendo «ayudas al alquiler» o solicitando que cada mes se reúna la comisión mixta Servicios Sociales-Vimcorsa. Más aún, reclamarán ayudas para las ITES, sin olvidar la demanda de 400 comunidades para la instalación de ascensores.


EN LOS BARRIOS

Planificar obras y equipamientos

Los próximos meses, y de acuerdo al compromiso que se alcanzó, se seguirá trabajando en el diseño y seguimiento de las actuaciones del Área de Infraestructuras, particularmente en el programa Mi Barrio es Córdoba. Sin embargo, también se quiere participar en el diseño de los proyectos a los que se van a dedicar los fondos Edusi o en la finalización del Plan Urban Sur. Al respecto, será clave el nuevo equipamiento que supone la antigua Escuela de Magisterio. Capítulo aparte, también se reclama que se defina un Plan de Equipamientos de la Ciudad y sus Barrios, una «reivindicación ciudadana histórica para evitar las ocurrencias o el destino de los solares y edificios públicos a uso privado». Así, se hablaría de centros cívicos, de mayores y salas de barrios, entre ellos los de Noroeste, Cerro Muriano, Villarrubia, El Higuerón, los futuros equipamientos del Parque de Levante... todo ello a corto, medio y largo plazo.

SOCIAL

Mujer y lucha contra la pobreza

En el aspecto social, hay dos líneas de trabajo para los próximos meses, informa la federación Al-Zahara, tanto reivindicativo como a nivel interno. Es este último capítulo se encuentra el Plan Transversal de Mujer para impulsar «la feminización de las asociaciones vecinales y de la propia Federación, algo que «para nosotros es fundamental para el futuro asociativo». En otro orden muy distinto, pero sin salir de los social, «vamos a defender la existencia de recursos para el Plan Integral de Palmeras y aquellos otros que se pudieran definir en otras barriadas con índices altos de pobreza, como el Distrito Sur». Pero también se trabajará para que cada AV haga que las administraciones asuman en sus territorios y ámbitos su responsabilidad en los programas sociales También defenderán «la contratación de empresas de insersión social» para integrar a jóvenes.

MOVILIDAD

Cercanías, carril bici y peatonalización

El CMC, además de «exigir que se apruebe definitivamente el Plan de Movilidad Sostenible» se va a dar prioridad a «las necesidades de movilidad de las barriadas periféricas» mediante el autobús y el Cercanías, que «debe entrar en servicio sin más dilación ni excusa. Respecto al bus, se pide que atienda nuevas necesidades del municipio como las existentes en Torreblanca, Encinares, el Sol o las parcelaciones de Poniente, así como las del núcleo de Santa Cruz. Pero no se olvida el Centro, y al respecto también se reclamará un plan de movilidad del Casco Histórico (con la eliminación del tráfico pesado), reactivar proyectos como la Variante Oeste o la Ronda Norte y participar en proyectos como el Plan Director de Carril bici, «buscando alternativas a la pérdida posible de aparcamientos, en primer lugar, en la zona de Ronda del Marrubial y Ollerías. Por cierto, se pedirá para Marrubial la reforma integral y no parcial, con cuatro carriles».

MEDIO AMBIENTE

Parques, Sierra, Río y la cementera

En este apartado, la prioridad, informa Al-Zahara, será participar e impulsar los parques que faltan, sobre todo el de Levante y el del Canal, afirmando que «deben de empezar las obras este mismo año tras consensuar los proyectos». Además se prevé intensificar la colaboración con Emacsa y Sadeco para la reducción de residuos, su reutilización y reciclaje. «a través de campañas ciudadanas». Otro tema será la oposición al Plan de la Sierra con su actual redacción ya que «no recoge las aspiraciones del vecindario». De hecho, se pide que el Ayuntamiento conteste a la plataforma que se presentó al efecto. Sobre el Río, se insiste en que un mecanismo que coordine los esfuerzos de las administraciones y los vecinos y «seguiremos trabajando en la Plataforma Aire Limpio» apoyando «la innovación al PGOU sobre la limitación de incineración de residuos en nuestra ciudad».

Temas relacionados