+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Vecino de Torre Pacheco

El hombre que mató a su mujer y le puso una rosa en el pecho se suicida en la cárcel

El recluso fue hallado en su celda de la cárcel murciana de Sangonera con cortes en los brazos y en el cuello

 

Barrio de Torre Pacheco (Murcia) donde una mujer ha aparecido muerta con una rosa en el pecho. -

Redacción
09/07/2019

El hombre que ingresó en prisión por asesinar a su pareja, ambos de nacionalidad ecuatoriana, en Torre Pacheco (Murcia) el pasado 10 de mayo se ha suicidado en su celda de la cárcel murciana de Sangonera con una cuchilla de afeitar. La mujer, que ya había denunicado malos tratos, fue hallada con una flor en el pecho.

Fuentes de Instituciones Penitenciarias han indicado a Efe que los hechos ocurrieron en la madrugada del domingo en torno a las 2:40 horas cuando el compañero de celda del interno fallecido, que responde a las iniciales M.V.G.C., le vio sangrar por el cuello y los brazos.

De inmediato, el recluso avisó a los funcionarios y estos al 112. Ya en enfermería los sanitarios le practicaron las maniobras de reanimación durante 45 minutos, aunque sin éxito por lo que solo pudieron confirmar la muerte.

En la inspección de la celda, los trabajadores hallaron una cuchilla de afeitar, incluidas en el lote higiénico de los reclusos.

Según las mismas fuentes, hace unos días la prisión le había retirado las medidas del protocolo antisuicidios por los informes favorables de psiquiatra, psicólogo y médico de la cárcel murciana, si bien seguía contando con un interno de apoyo en la celda.

Tras confirmar la muerte, la dirección del centro penitenciario dio traslado de las actuaciones al juzgado de guardia, en tanto que ha abierto una investigación interna.

Las primeras hipótesis, y a falta de los resultados de la autopsia, descartan que el interno haya sido agredido.

LE PILLARON HUYENDO

El hombre había ingresado en prisión provisional, comunicada y sin fianza, el pasado 11 de mayo por orden del juzgado de instrucción número 3 de Elche (Alicante) tras ser detenido en el aeropuerto de Alicante cuando supuestamente pretendía huir a Ecuador tras asesinar a su pareja el día anterior.

El cadáver de la mujer, de 42 años, fue hallado en una cama de la casa, desnuda y con una rosa en el pecho después de que unas amigas que la habían echado en falta en el trabajo avisaran a la Guardia Civil.

Aunque en principio había trascendido que la víctima era su ex, al parecer mantenía todavía una relación sentimental. Según las fuentes, la mujer presentó una denuncia por violencia en el ámbito familiar hace 10 años que derivó en una orden de alejamiento contra él, si bien en la actualidad no existía ningún procedimiento abierto por malos tratos en esta pareja.