+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

LA ESCRITORA CANARIA PENSABA CESAR A FINALES DE CURSO

Antonio Gala destituye a Elsa López como directora de su Fundación

El propio escritor cordobés le entregó la carta de despido fulminante en su domicilio madrileño.  

ANTONIO RODRIGUEZANTONIO RODRIGUEZ 26/05/2006

Antonio Gala, presidente de la fundación cordobesa que lleva su nombre, situada en la calle Ambrosio de Morales, en el antiguo convento del Corpus Christi, ha destituido fulminantemente a la escritora Elsa López, que durante los cuatro últimos años ha dirigido dicho centro que patrocina Cajasur en su mayor parte, con aportaciones de empresarios cordobeses, y que es la propietaria del inmueble. La destitución se ha llevado a cabo en Madrid. Antonio Gala citó en su domicilio a Elsa López y le entregó la carta de despido, ordenándosele que abandonara el edificio en veinticuatro horas. Instantes después asumió la dirección de la entidad José María Gala, sobrino del escritor, que durante estos años ha ejercido como subdirector y jefe de prensa de la citada Fundación, según explicó Elsa López.

La escritora había anunciado hace unos meses su marcha, argumentando que había cumplido una importante etapa de su vida, que había durado cuatro años, y que era el momento de dejarlo una vez que se acabara el curso a finales de junio.

La crisis en el seno de la Fundación se remonta a hace dos años, cuando surgieron problemas con el personal laboral de la entidad, aunque aquella crisis finalizó con la destitución del cocinero y de otra persona, familiares de directivos de la Fundación, según fuentes de la misma. Posteriormente, la crisis se acentuó cuando la visita de los príncipes don Felipe y doña Leticia, que pidieron expresamente que sólo querían estar con los becarios, con la directora y Antonio Gala. Se dio la circunstancia de que uno de los patronos cordobeses se presentó en el convento del Corpus con toda su familia, con la intención de saludar a los príncipes, y Elsa López tuvo que explicar lo que ocurría, lo que provocó que dicho miembro montara en cólera y amenazara con retirar su aportación. También se produjeron expulsiones de becarios que rompían la convivencia en la casa del Corpus, según explicó en su día la directora.

Antonio Gala ha mostrado, para justificar la destitución, una carta firmada, al parecer, por ocho becarios, que denuncian a la directora. Elsa López, no obstante, ha dicho a este periódico que el motivo real "ha sido mi negación ante la exposición de Madrid, ya que yo pretendía que estuvieran presentes veinte artistas que han pasado por la Fundación, y ellos sólo querían que participaran seis". Según la carta de despido, la directora no estaba "cumpliendo su función". Según Elsa López, su destitución se ha orquestado desde Madrid y "Cajasur y los miembros cordobeses del patronato han estado ajenos a todo" en esta ocasión.

El próximo domingo la Casa de Canarias en Córdoba homenajeará a Elsa López en un acto que tendrá lugar a las 13.00 horas en el Patio Mudéjar del Alcázar.