+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

GOLPE A LOS ROBOS EN EL CAMPO

Seis detenidos por el hurto de casi 4 toneladas de aceituna en Montoro y Algallarín

Los arrestados son miembros de una misma familia que se dedicaba a sustraer aceituna ya recolectada y preparada para su transporte en sacos

 

Dos agentes de un equipo Roca de la Guardia Civil. - CÓRDOBA / ARCHIVO

Redacción
13/03/2019

La Guardia Civil dentro ha detenido a seis personas de edades comprendidas entre los 27 y los 70 años, como supuestos autores de cuatro delitos de hurto de aceituna, uno de ellos en grado de tentativa ocurridos en los términos municipales de Algallarín y Montoro

Según informa la Benemérita, el primero de los operativos se desarrolló tras tener conocimiento uno de los Equipos ROCA, que actúan en la provincia que el pasado mes de diciembre se habían cometido dos delitos de hurto de aceituna en dos fincas del término municipal de Algallarín, donde autores desconocidos habían sustraído más de 3.700 kilogramos de aceituna.

La investigación llevó a los agentes hasta un vecino de Pedro Abad, de 37 años de edad, conocido por sus amplios antecedentes policiales,  quien tras sustraer la aceituna de ambas fincas, procedió a su venta junto con aceituna recogida de una finca propiedad de un familiar, con lo que no levantó sospechas del origen ilícito de estas.

El detenido fue sorprendido cuanto pretendía vender en un puesto de compra unos 500 kilogramos de aceituna cuya procedencia lícita no pudo acreditar, por lo que le fue intervenida.

El segundo de estos operativos se llevó a efecto tras tener conocimiento el citado Equipo ROCA, que se había producido un hurto de 1.390 kilos de aceituna que se encontraba ya almacenada y preparada para su transporte en sacos dentro de una finca y la tentativa de hurto de 1.673 kilos de aceituna que se encontraba en una batea en otra finca próxima dentro del término municipal de Montoro, donde el propietario de la finca había sorprendido a los autores cuando pretendían cometer el hurto, dándose estos a la fuga.

Las gestiones practicas por la Guardia Civil permitió obtener indicios suficientes de que los hurtos habían sido supuestamente cometidos por las mismas personas, integrantes todos ellos de una misma familia que supuestamente se estaba dedicando a sustraer aceituna ya recolectada y preparada para su transporte en sacos, que se encontraba almacenada en el interior de las fincas, que posteriormente vendían en almazaras o puntos de compra junto con la que ellos habían recolectado en las fincas de su propiedad.

 

Temas relacionados