+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Confirma que la última vez que lo hizo fue en el 2013

Cosmos afirma que «nunca» pedirá autorización para destruir droga

Aire Limpio teme que logre licencia para incinerar estupefacientes

 

Cementera Cosmos. - SÁNCHEZ MORENO

P. COBOS
14/01/2018

Cementos Cosmos informó ayer de que «nunca» solicitará autorización para destruir estupefacientes en sus instalaciones, «puesto que no son un combustible alternativo». De este modo respondió a las declaraciones de la plataforma Córdoba Aire Limpio, que expresó su temor por que la empresa «pueda conseguir licencia (para este fin) mediante la tramitación de una simple modificación no sustancial de su autorización ambiental», a raíz de un informe que le ha sido remitido por la delegación de Medio Ambiente de la Junta.

Al hilo de la polémica originada, fuentes de la empresa señalaron que esta «ni tiene interés en que se destruya droga en sus instalaciones ni obtiene ningún beneficio económico por ello», y aclararon que «cuando esto ha ocurrido ha sido bajo mandato judicial y siempre cumpliendo las limitaciones de emisiones establecidas». En esta línea, también confirmaron que «ha colaborado con la Guardia Civil, de forma puntual, cuando así se le ha requerido», y detallaron que «la última destrucción de droga en los hornos de la planta de Córdoba se produjo en el año 2013».

Entre otras ideas, desde esta industria indicaron que «Cosmos, como el resto de las cementeras de España, ha puesto a disposición de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado sus instalaciones siempre que lo han requerido, bajo la supervisión del juzgado correspondiente». A esto añadieron que «la destrucción de drogas está regulada en la Ley de Enjuiciamiento Criminal».

Por su parte, Aire Limpio sostuvo que, de acuerdo con el informe citado, Cosmos solicitó a la Junta autorización para la destrucción de estupefacientes en el 2016, a lo que se le respondió que, entre otros requisitos, habría que modificar su autorización ambiental. Aire Limpio también subrayó que «el informe de la Delegación deja abierta la posibilidad de la legalización de la incineración de estupefacientes en Cosmos» y destacó su «total descuerdo» con que la Junta asimile las drogas «a residuos municipales no peligrosos» en cuanto a su eliminación, por lo que anunció que ha adoptado medidas en distintos ámbitos.

Temas relacionados