Kiosco Diario Córdoba

Diario Córdoba

PROBLEMAS CON LOS PROPIETARIOS DE UNA FINCA OBLIGAN AL AYUNTAMIENTO A DISEÑAR UN NUEVO TRAZADO

Otro cambio en el soterramiento demora las obras del hospital de Lucena

El alcalde, Juan Pérez, elude ya fijar plazos para el inicio de la adecuación eléctrica de la parcela

Terrenos donde se levantará el hospital de Lucena. Manuel González

El inacabable cúmulo de reveses e inconcreciones técnicas y administrativas continúa posponiendo la obra de soterramiento eléctrico en la parcela del hospital público proyectado en Lucena. La imposibilidad de formalizar un acuerdo de servidumbre con los numerosos titulares de una finca ha forzado a modificar, otra vez más, el trazado de la variante de la línea de alta tensión. El Ayuntamiento ya ha trasladado a Endesa una nueva alternativa, sin que haya contestado aún la compañía eléctrica. 

Comprometido desde hace varios años, e impulsado, por vez primera, en 2019, según recordó en su momento la Plataforma Lucena por sus Necesidades Sanitarias, esta intervención, previa a la construcción del propio centro de alta resolución y especialidades, compete expresamente al Ayuntamiento y así queda reflejado en el protocolo suscrito con la Junta de Andalucía. 

El alcalde, Juan Pérez, admitía este martes los «inconvenientes notorios» que han asomado en «los últimos meses», incluida una anulación de la licitación, por inexactitudes en el pliego, que implicó la apertura de un nuevo concurso público. En el segundo semestre del 2021, el Ayuntamiento emplazaba el comienzo de la introducción en el subsuelo del tendido eléctrico en marzo del 2022. Los problemas surgidos entre los dueños de una misma superficie, después de expresar «un acuerdo verbal», y la aparición incluso de cargas económicas desconocidas, entre unas «condiciones excepcionales» han convertido en «inviable», por la innumerables «dificultades», emprender el planteamiento anteriormente validado por Endesa. 

Ante esta tesitura, el Consistorio remitió «antes del verano» una nueva propuesta que discurre por espacios públicos y sólo en un tramo menor por una extensión particular. 

La administración local ya ha concretado, desde «hace dos semanas», el acuerdo pertinente con una familia lucentina que «manifestó», en todo momento, «su voluntad de cooperar y colaborar».  

A partir de ahora, tanto la Junta de Andalucía como Endesa han de «visar» y «autorizar» la alternativa enviada. El regidor socialista prefiere optar por la «prudencia» y rehúsa fijar plazos futuros. Reconoce que el Ayuntamiento «ha acumulado retrasos», al mismo tiempo que emplaza a la Junta a que «contemple» presupuesto para la infraestructura, en el ejercicio 2023, a fin de que, durante la próxima anualidad, comiencen los trabajos efectivos en la parcela del Paraje Dehesa de la Villa. Esta demanda histórica, reiteradamente demorada, aflorará hoy en la reunión institucional que compartirán en el ayuntamiento el alcalde y el delegado del Gobierno de la Junta en Córdoba, Adolfo Molina, en la primera visita institucional del sucesor de Antonio Repullo a la localidad, desde la conformación del nuevo Ejecutivo andaluz. 

En el año 2021, el Ayuntamiento evaluó, aproximadamente, en 1,1 millones, el dinero a invertir en esta intervención destinada a desviar el cableado de alta tensión que sobrevuela los terrenos del futuro hospital y que resulta incompatible con la edificación de la dotación pública que gestionará el SAS. 

Compartir el artículo

stats