Kiosco

Diario Córdoba

HUELGA EN EL TRANSPORTE

El transporte de mercancías sale a la carretera a medio gas en Córdoba

El sector afirma que los profesionales quieren trabajar de forma mayoritaria y los piquetes lo impiden | La alimentación, el frío y la madera apenas registran mejoría en el desarrollo de su actividad

Transportistas realizan un piquete informativo en Cosmos.

Pese al acuerdo con el Gobierno de España para inyectar más de 1.000 millones de euros en ayudas y bonificaciones al sector del transporte por carretera, con objeto de paliar las pérdidas ocasionadas por el aumento del precio de los combustibles, la actividad sigue sin regresar a la normalidad en Córdoba. La Plataforma para la Defensa del Transporte de Mercancías mantiene el paro iniciado el pasado 14 de marzo y los transportistas han reanudado su trabajo a medio gas, pese a que las tres asociaciones de la provincia, Atransmerco, Usintra y Atransur, se integran en federaciones que aceptaron la propuesta del Ejecutivo en la madrugada del viernes pasado.

Estas patronales han afirmado este lunes que la mayoría de los profesionales del sector quiere regresar a la actividad, pero los piquetes de la huelga se lo impiden. Fuentes consultadas han subrayado que existe «bastante miedo» a la actuación de los huelguistas y a posibles roturas de lunas de vehículos y otras consecuencias como los accidentes. 

El presidente de la Asociación Provincial de Empresarios del Transporte de Mercancías por Carretera de Córdoba (Atransmerco), Tomás Aranda, explica que «muchos camiones están trabajando», pero el sector se encuentra hoy «a medio gas» porque «los piquetes están parando a los transportistas».

Esta asociación ha dirigido un escrito a sus socios animándoles a que regresen al trabajo, ya que «cada camión ha conseguido casi 1.400 euros con el acuerdo del Gobierno», señala el presidente. De este modo, en su opinión, el problema se encuentra en que «hay que cobrar al cliente lo que haya que cobrarle» para que la actividad sea rentable. 

Tomás Aranda insiste en que «más de lo que ya se ha conseguido, no creo que se consiga», y hace referencia a la reivindicación de la plataforma, para explicar que «piden una ley de precios mínimos. Esto no se puede hacer en un país de libre mercado. Tienen que protestar contra quienes no quieren pagar lo que deben», reclama. En cuanto a la evolución de la huelga, confía en que estos días los transportistas regresen a la carretera de forma generalizada. 

La DGT informa de que el tráfico ha vuelto

De su parte, el gerente de Usintra, Rafael Perales, alude a un comunicado remitido por la Dirección General de Tráfico ayer domingo por la noche, en el que informó de que la intensidad del tráfico rodado de camiones se encontraba al 98% de cualquier domingo del año en España.

En el caso de Córdoba, «la idea que tenemos es que el 90% está circulando y funcionando. Hay algunos transportistas que siguen secundando el paro, pero la inmensa mayoría está contactando con los cargadores para empezar a salir», indica. En esta línea, Rafael Perales adelanta que «en dos o tres días puede que todo vuelva a la normalidad» y recuerda que la actividad ya se está normalizando en los puertos.

El director de la Asociación de Transportistas del Sur (Atransur), Francisco Javier Ruiz, coincide en que «no se ha vuelto al 100%» y destaca que «el principal impedimento es la actuación de los piquetes». Así, subraya que «se quiere regresar de forma mayoritaria» y también espera que «en los próximos días se vaya reanudando la actividad paulatinamente». A su juicio, «si el combustible empieza a bajar, esto será un argumento más para volver a la normalidad, pero si sube, será un hándicap».  

El paro se mantiene

Por su parte, el portavoz de la plataforma convocante del paro en Córdoba, Miguel Barrero, confirma que se mantiene el paro, porque «no se ha llegado a ningún acuerdo con el Gobierno que nos satisfaga», y apunta que una de sus principales reivindicaciones es «que regulen el precio del transporte y los intermediarios para no trabajar por debajo del precio de coste».

De este modo, al solicitarle una valoración del compromiso del Ministerio de Transportes de promover una ley para asegurar una utilización justa de la subcontratación y la rentabilidad del trabajo, manifiesta que «ya llevamos mucho tiempo trabajando a pérdidas. Queremos una medida temporal hasta que saquen la ley. Ahora mismo, solución no nos están dado», destacó. 

Las industrias, a la expectativa

El enquistamiento de la situación está provocando consecuencias importantes en el resto de la economía y una de ellas está siendo la incapacidad de las industrias para continuar su producción. El presidente de Cooperativas Agroalimentarias y director general de Dcoop, Rafael Sánchez de Puerta, indica ayer que «algunos transportistas empiezan a trabajar, pero aun hay mucha actividad bloqueada. Los almacenes están llenos de productos elaborados y estamos sin poder atender a los clientes. Estamos bajo mínimos». 

Rafael Sánchez de Puerta comenta que la situación es similar en todas las empresas y confía en que el Gobierno desbloquee este problema para que hoy martes se pueda regresar a la normalidad, aunque «llevará mucho tiempo, porque está todo atascado», admite.

En cuanto a la situación del sector del frío, Manuel Servián, gerente de la Asociación de Fabricantes Andaluces de Refrigeración (AFAR), señala que «no hay cambios, sino que estamos peor, porque algunas empresas han cerrado ya, otras están preparando expedientes de regulación temporal de empleo y otras han reducido actividad». 

Manuel Servián recuerda que estas empresas tienen la dificultad de que necesitan numerosos componentes para la fabricación de sus equipamientos y avanza que, «a partir de que se desbloquee la situación, necesitaremos dos o tres semanas para volver a la actividad. Los stock están totalmente rotos y también hay que conseguir camiones, porque los almacenes están a tope y hay que sacar los productos ya terminados», detalla. «La situación está tremendamente complicada en este momento», concluye. 

En la madera y el mueble, tampoco perciben un cambio significativo respecto a la semana pasada. El presidente de la asociación Uniema, Enrique Fernández, afirma que «todavía es temprano» y estima que «a finales de la semana se empezará a recibir algún camión».

Esta entidad no tiene constancia de que se hayan cerrado fábricas a causa de la huelga del transporte en el sector. En esta línea, Enrique Fernández muestra su confianza en que comience a normalizarse la situación en estos días, «porque si no, sí puede ser catastrófico», asegura.

Cunext, al filo del ERTE

El director de Administración y Logística de Cunext Copper Industries, José María García, adelanta que «vamos a tener que cerrar si esto no se desbloquea y los trabajadores vamos a tener que ir a un ERTE, con la posibilidad de volver o no», dependiendo de cómo se desarrollen las circunstancias en el futuro.

En este sentido, como ya avanzó la semana pasada, destaca que «si esto sigue así, mañana o pasado tendremos que volver a trabajar en el tema y presentarlo (el ERTE) esta semana. Igual que nosotros, muchísimas empresas»

José María García hace hincapié en que «en la plantilla estamos todos muy preocupados» y alude a las consecuencias que esta crisis puede tener para la empresa, indicando que «en Cataluña, que tenemos muchos clientes, ha habido cierta normalidad en el transporte durante estas dos semanas y los clientes europeos no entienden lo que está pasando en España».

Por su parte, están «haciendo una labor muy intensa con las empresas con las que trabajamos, que las relaciones son magníficas, para volver a la normalidad poco a poco. Queremos pensar que sí». «Hay muchas empresas y autónomos que quieren volver a trabajar y limita el chantaje de los piquetes. Hoy y mañana serán dos días clave para ver si se vuelve a la normalidad y la gente pierde el miedo», adelanta.

En la misma línea, la agencia Efe informa de que la planta de Pastas Gallo en Córdoba, que tiene 128 empleados, continúa con su producción «bajo mínimos» y «día a día», a la espera de recuperar la «normalidad» en el transporte.

La compañía quiere evitar «parar las máquinas» por completo y tiene los almacenes prácticamente llenos de mercancía. Grupo Gallo centraliza en sus instalaciones de El Carpio la producción de pasta seca de toda la corporación y en cuanto el transporte recupere su normalidad abastecerá rápidamente a los comercios, según han avanzado.

Normalidad en Mercacórdoba

De otro lado, el presidente de Mercacórdoba, Antonio Álvarez, subraya la «normalidad absoluta» en la actividad de estas instalaciones, recordando que los lunes solo funciona el mercado de frutas y verduras, y que «ha entrado lo normal y la asistencia ha sido la habitual». Este responsable destaca que el viernes de la semana pasada también registraron normalidad en la entrada de productos, «incluso de pescadería, que se acercó mucho a lo habitual». 

La Subdelegación continúa apoyando el abastecimiento en actividades clave

La subdelegada del Gobierno en Córdoba, Rafaela Valenzuela, ha confirmado este lunes que la Guardia Civil y la Policía Nacional continúan escoltando camiones para garantizar el funcionamiento de actividades esenciales en la provincia cuando son requeridos para ello.

De este modo, ha subrayado que «la convocatoria de la protesta sigue», aunque «ya hay transportistas que quieren incorporarse a la normalidad», y ha explicado que «seguimos estableciendo acompañamientos para que no haya problema en que lleguen las materias primas, sobre todo, a la alimentación».

En este sentido, ha hecho referencia a la labor que se está realizando con Covap para la alimentación del ganado y la retirada de producto, también a Cunext, el sector del frío y los supermercados. «Todos los que nos lo piden, en la medida de nuestra capacidad, se va atendiendo para que su actividad se desarrolle con la mayor normalidad posible», ha señalado.

En cuanto al incidente registrado en la localidad de La Carlota, donde agentes de Tráfico de la Guardia Civil han evitado esta mañana la quema de neumáticos en un acto atribuido a un piquete de la huelga del transporte, la subdelegada ha informado de que no ha llegado a cortarse la A-4, precisando que en Córdoba no se han registrado incidentes graves.   


Compartir el artículo

stats