Los cementerios cordobeses regresan a la normalidad el Día de Todos los Santos, una festividad que engloba el próximo 1 de noviembre y el fin de semana previo, y abrirán por fin y después de dos años de restricciones sus puertas al público sin cita previa y con entrada libre. La novedad, este año, será el uso de drones para el control de concentraciones y del uso de mascarillas. En concreto, Cecosam empleará dos drones: uno en el cementerio de San Rafael y otro en la Fuensanta. 

Con el lema Responsabilidad de todos. Santos 2021, la empresa municipal ya no pondrá restricciones en la entrada de los cementerios, aunque se pide que las visitas se hagan de manera escalonada y con responsabilidad. El presidente de Cecosam, Antonio Álvarez, ha pedido a los cordobeses que hagan un esfuerzo para que la festividad se realice con sentido común y con reponsabilidad: que se usen las mascarillas y se guarden las distancias de seguridad.  

Este año, los tres cementerios de la ciudad estarán abiertos, al igual que las griferías para el lavado de lápidas. Se han adquirido diez nuevas escaleras de tijera y con plataforma que son más seguras (habrá 30 en total), mientras que el personal de Cecosam ayudará a la colocación de flores “dentro de sus posibilidades”. 

Por otro lado, se ha anunciado un incremento de la seguridad, con la contratación de vigilantes de seguridad en los días de mayor afluencia “para controlar a algunas personas y colectivos que tienden a reunirse” sin respetar las distancias.

Cecosam pide responsabilidad en las visitas a los cementerios Diario CÓRDOBA

Drones en dos cementerios

Los drones se emplearán para contar con un nuevo sistema de vigilancia y para aportar información de los cementerios sobre todo el de San Rafael, el que suele reunir a más ciudadanos. Los Santos este año tendrá un coste para Cecosam de 21.000 euros. En este sentido, Álvarez ha aplaudido la reducción de los gastos de la empresa municipal en los Santos, ya que el año pasado ascendieron a 90.000 euros.. 

Asimismo, se reforzarán algunas líneas de autobuses de Aucorsa, sobre todo las de la Fuensanta, y se ha autorizado la instalación de 6 quioscos de venta de flores a las puertas de San Rafael (en el de la Salud ha quedado desierto el puesto). 

Álvarez ha informado de que el vicario general Antonio Prieto oficiará una misa el día 1 de noviembre en el cementerio de San Rafael y se celebrará otra en el cementerio de la Salud.  Por otro lado, habrá dispensadores de gel y controles de temperatura, aunque ya no son obligatorios.  Lo que este año no habrá será acompañamiento musical en los camposantos porque no ha dado tiempo a contratarlo.