El sindicato CGT ha convocado este viernes en Andalucía a todo el sector público a una huelga general para denunciar la “precarización del empleo público en las administraciones estatal, autonómicas y local así como en las empresas públicas como Correos”. Además de la huelga, los trabajadores han realizado concentraciones en Córdoba frente al hospital general, con el sector de la Sanidad; ante la sede de Correos en Cruz Conde y ante las delegaciones de la Junta en Santo Tomás de Aquino, para confluir todos en el Bulevar, a las 12.30 de la mañana, frente a la Delegación de Hacienda, donde han acudido medio centenar de personas, con pancartas y consignas.

 La CGT denuncia que “cientos de miles de trabajadoras y trabajadores han ido encadenando contratos eventuales e interinos durante años, llegando a situarse el número en 800.000 personas. Esta irregularidad ha movido a la Unión Europea a requerir de las entidades públicas la reducción del porcentaje de puestos cubiertos provisionalmente.

En Correos, aseguran, "los niveles de eventualidad han llegado al 33%, manteniéndose en la actualidad por encima del 25%”. Para las pruebas de Correos la antigüedad de servicios prestados es muy poco valorada. Esto es injusto por desdeñar la labor realizada durante años por este personal, que además va en detrimento de la calidad de los servicios públicos, servicios de todas y todos”.

Sin embargo, señalan, “las diferentes administraciones han decidido optar por estabilizar algunos puestos de trabajo pero no a su personal, trabajadoras y trabajadores que han demostrado durante años su alta capacidad para desempeñar estos puestos".

Así pues, según ha manifestado Juan Francisco Gacto, secretario general del Sindicato de Oficios Diversos de CGT en Córdoba, sus peticiones llevan a la “consolidación fija en sus puestos de trabajo de las personas que han sufrido abuso de la temporalidad o fraude en la contratación”. Además, “ la recuperación y creación de todas las plazas de empleo público pérdidas durante los últimos años”, con dotación de inversiones y personal suficiente, cese de las privatizaciones e internalización de lo externalizado o privatizado. Gacto ha denunciado especialmente la situación en Correos, que está inmersa en un proceso de reestructuración en los centros de trabajo, reduciendo puestos y no cubriendo vacantes.

Para las pruebas de Correos, según CGT, "la antigüedad de servicios prestados es muy poco valorada. Esto es injusto por desdeñar la labor realizada durante años por este personal, que además va en detrimento de la calidad de los servicios públicos, servicios de todas y todos".

Reclaman también medidas para acabar con la precarización del empleo público, como los puestos a tiempo parcial de Correos, y conseguir la ampliación de los puestos de trabajo y Servicios Públicos para que sean universales y de calidad.