Ecologistas en Acción ha presentado una denuncia ante la Fiscalía de la Audiencia Provincial de Córdoba al detectar la construcción de cuatro edificaciones para uso residencial en la Sierra de Córdoba, en la parcelación irregular de El Jardinito. Esta organización ambientalista explica en una nota que ha detectado nuevas construcciones al norte de la parcelación irregular. Las superficie edificada es variable, según la asociación, así como la calidad de los materiales de construcción empleados. No es la primera vez que Ecologistas denuncia la construcción de viviendas en El Jardinito. En el 2018, la Fiscalía inició una investigación en la zona tras otra denuncia de la asociación.

Las edificaciones presuntamente ilegales, señala esta asociación, se observan con claridad en la foto satélite de Google de junio del 2019. Hay una posterior, de febrero del 2020, pero de menor calidad. Además de las viviendas residenciales, Ecologistas ha constatado la construcción de instalaciones para el suministro de electricidad, así como el asfaltado de un camino particular que sirve de acceso a una de la edificaciones denunciadas.

La parcelación de El Jardinito está situada en una de las áreas de mayor valor ambiental y paisajístico de la Sierra de Córdoba, según recuerda la asociación. Además, añade, reúne una particularidad respecto a otras parcelaciones irregulares, la presencia de pequeños acuíferos carbonatados que nutren de agua, entre otros, al arroyo del Molino (Baños de Popea, como se conoce popularmente). Este tipo de acuíferos, derivados de la permeabilidad natural de los materiales representados en esta área de la Sierra, son muy vulnerables a la contaminación, tanto orgánica como química, al igual que a la extracción de agua subterránea si no hay control adecuado por parte de las autoridades públicas competentes.

Desde hace años, señala Ecologistas en la nota, "este colectivo ambiental viene alertando de un proceso, lento pero constante, de densificación de viviendas para uso residencial en el conjunto de las parcelaciones irregulares e incluso fuera de ordenación localizadas en la Sierra de Córdoba, con el agravante de que la construcción de las nuevas viviendas de uso residencial se levanta, en su mayoría, en las áreas menos alteradas y libres de elementos propios de un proceso de urbanización".

En consecuencia, para Ecologistas en Acción es fundamental no rebajar la guardia, y solicita, por tanto, a las administraciones públicas competentes "una mayor responsabilidad y tutela efectiva del orden urbanístico, aplicando, si fuese necesario, y parece que lo es, la disciplina urbanística para el restablecimiento del orden alterado".