La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, hizo ayer balance de gestión de los dos primeros años de gobierno al frente de las políticas sociales de la Junta de Andalucía donde informó de que «las medidas emprendidas por la Consejería durante este tiempo han beneficiado a casi 1,5 millones de andaluces y andaluzas». Esta cifra incluye a las personas beneficiadas de manera directa, sin tener en cuenta la inversión de la Consejería al convocar subvenciones para entidades que ejecutan sus propios proyectos.

Asimismo, destacó que los grandes objetivos de su departamento para este 2021 son la atención a la dependencia y la lucha contra la pobreza infantil. Para ello, señaló, «la Consejería cuenta con un presupuesto récord de 2.260 millones de euros, un 3,44% más que para el año 2020». Según un comunicado, entre las medidas que ya se han puesto en marcha está el incremento del precio/hora en las retribuciones de las 30.000 trabajadoras del servicio de ayuda a domicilio hasta los 14,6 euros, una subida del 12%. O la llegada al Parlamento del anteproyecto de Ley de Infancia y Adolescencia de Andalucía, que incluye medidas centradas, principalmente, en el acogimiento familiar y en desarrollar una estrategia integral para combatir la pobreza infantil y estructural que ha marcado a Andalucía durante tantos años. «Una ley más que necesaria, que adapta por fin el actual marco normativo que es de 1998 y que no recogía los cambios sociales de estos más de 20 años. Nuestro propósito es que no haya niños y niñas menores de 13 años en centros residenciales y que los menores de 7 años pasen allí menos de tres meses», dijo.

«En dos años y con una pandemia inesperada, hemos avanzado y modernizado los servicios sociales en Andalucía como no se había producido en los últimos 20 años. Hemos blindado las políticas sociales y de igualdad con un presupuesto récord y hemos dado una respuesta ágil y efectiva a las personas que peor lo están pasando por esta crisis económica y social que ha llegado con la crisis sanitaria», resumió.