+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

JORNADAS CONMEMORATIVAS

La UNED defiende que Cervantes aprendió a leer en Córdoba

Parody: "Córdoba va a reflexionar sobre uno de sus hijos predilectos". Habrá cinco conferencias, una exposición y un paseo comentado

 

La UNED defiende que Cervantes aprendió a leer en Córdoba -

C. AUMENTE
08/03/2016

Más fotos

Galería: FOTOGALERÍA / La Uned de Córdoba rinde tributo a Cervantes con unas jornadas que ahondan en su vinculación con la capital

Galería: FOTOGALERÍA / La Uned de Córdoba rinde tributo a Cervantes con unas jornadas que ahondan en su vinculación con la capital

Galería: FOTOGALERÍA / La Uned de Córdoba rinde tributo a Cervantes con unas jornadas que ahondan en su vinculación con la capital

"Córdoba necesita recuperar ese vínculo con Cervantes al que él aludió tantas veces", aseguró ayer Manuel García-Parody, director de las jornadas Córdoba y Cervantes y profesor del centro asociado de la UNED de Córdoba, al presentar este ambicioso encuentro para conmemorar el cuarto centenario de la muerte del escritor, que comenzó ayer y se prolongará hasta el próximo viernes día 11. García-Parody, que presentó las jornadas junto al director de la UNED, Miguel Pleguezuelos, y el vicepresidente de la Diputación, Salvador Blanco, que patrocina el seminario, destacó las muchas vinculaciones de Miguel de Cervantes con Córdoba, "algo que la ciudad debería recuperar", pues solo consta en dos azulejos, uno en la Puerta Osario y otro en la plaza del Potro.

Cervantes, según el director de las jornadas, llegó a Córdoba en 1553, con seis años, "y aquí aprendió a leer y a escribir", pero además, casualidad, "creemos que lo hizo en la academia de Alonso de Viera, donde precisamente se ubica ahora el centro de la UNED", en La Magdalena. García-Parody destacó también que el escritor aprendió en esta ciudad "a gustar del teatro y la picaresca, pues no en vano vivió en la plaza del Potro". Y él mismo, aún habiendo nacido en Alcalá de Henares, en un pleito celebrado en Sevilla en 1593 "declaró ser natural de Córdoba, para afirmar sus raíces cordobesas". Además, comentó, "toda la parentela de Cervantes era de Córdoba".

Todas estas vinculaciones de Cervantes con Córdoba se verán en estas jornadas, ya que de las cinco ponencias previstas, dos relatan esta conexión con la ciudad: una de Isabel García Cano, historiadora y profesora de la UNED, y otra de la catedrática María José Porro.

Salvador Blanco animó a los cordobeses a participar de forma amplia en este seminario y agradeció a la UNED "su compromiso y esfuerzo con nuestra provincia y por desarrollar unas jornadas como éstas, de gran altura intelectual", mientras que Miguel Pleguezuelos aseguró que se viene gestando desde hace un año y que se reconocerán con un crédito ECTS.

El programa de las jornadas, que se celebrarán en el salón de actos de Cajasur, alterna ponencias con exposiciones, representaciones teatrales y películas. Ayer, tras la primera ponencia, del catedrático Luis Antonio Robot, que abordó la época de Cervantes, se inauguró una exposición sobre el insigne autor, con una colección de Manuel Cubillo, director del Museo de Cervantes del Ayuntamiento de Baena. Habrá teatro, con la representación de entremeses cervantinos a cargo de alumnos de la Escuela de Arte Dramático, y también música, con el concierto de guitarra de Alfonso Herruzo. El último día se ofrecerá un paseo por la Córdoba de Cervantes, a cargo de García Parody.