+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

REPORTAJE

El paso de la alerta roja a la amarilla

El Córdoba es el más sancionado de la Liga y su próximo rival, el Osasuna, el que menos

 

Moreno Aragón amonesta a un blanquiverde, el sábado. - SÁNCHEZ MORENO

Ignacio Luque Ignacio Luque
11/10/2018

El último arbitraje sufrido por el Córdoba en la figura de Álvaro Moreno Aragón, incluida la extraña -como mínimo- expulsión de Aythami Artiles ha abierto una preocupación añadida en el seno del conjunto blanquiverde a la de la propia situación clasificatoria. Dicha preocupación se centra en el número de amonestaciones acumuladas en tan sólo ocho jornadas, 29 amarillas y una roja, la vista por el canario ante el Almería, una cifra muy por encima de la media en Segunda División, algo por debajo de las 20 amonestaciones.


Ese último encuentro contra el Almería y con el árbitro granadino (aunque adscrito al colegio madrileño) como protagonista es sintomático del devenir del Córdoba en esta temporada con los castigos disciplinarios. No se vio un encuentro brusco, tampoco las protestas contra el colegiado llegaron a un nivel importante y no se pudo apreciar una diferencia, en cualquier caso, entre un equipo y otro a la hora de la comisión de infracciones. Sin embargo, el Almería vio dos cartulinas amarillas y una roja, mientras que el Córdoba vio también una roja y nada menos que siete amarillas, más del triple. Mientras que las de los jugadores rojiblancos fueron prácticamente seguidas, en los minutos 61 y 63 (a Aguza y a De la Hoz, respectivamente), los blanquiverdes las vieron en los minutos 17, 26, 46, 70, 74, 79 y 90 (para Jovanovic, Álvaro Aguado, Loureiro, Quezada, Piovaccari, Bambock y Aythami, respectivamente). Llama la atención, además, que ninguna fue por protestar, salvo la vista por el italiano, por celebrar el gol con la grada. Todo ello en un equipo que no destaca por una excesiva intensidad defensiva, aunque es cierto que este Córdoba es el segundo equipo de Segunda División que más faltas realiza, 149, para una media de más de 17 por encuentro. Podría discutirse claramente que el conjunto de Sandoval se equivoca, en muchas ocasiones, del momento en el que ha de realizar cada falta, cometiendo alguna de ellas a destiempo y no en el origen de la jugada del adversario, pero no deja de ser llamativo, también, que el Sporting de Gijón, equipo que más faltas realiza en Segunda, sea el octavo más tarjeteado, o que precisamente el Almería, que es el quinto equipo que más faltas realiza (casi 17 por encuentro), sea el quinto que menos amonestaciones ve, con sólo 16 en ocho encuentros.


El próximo sábado se puede vivir un nuevo episodio en este preocupante capítulo, ya que el Osasuna es el equipo menos tarjeteado de la categoría, con sólo 11 amonestaciones amarillas y una roja vistas en los ocho encuentros disputados y, además, los rojillos son los que menos faltas cometen hasta ahora: 98 para una media de algo más de 11 por encuentro, un 50% menos de las que comete el conjunto blanquiverde. Por lo tanto, en El Sadar tendrá que estar muy atento el conjunto blanquiverde a los castigos disciplinarios, que podrían desequilibrar el choque en favor de unos u otros. En ese aspecto en particular, el Córdoba llegará a Pamplona en alerta amarilla tras pasar por la roja de Aythami Artiles. 

Temas relacionados