+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

LA VUELTA DE LA COPA

Quique: "No es un imposible eliminar al Barça"

El técnico del Espanyol asegura que "el Camp Nou siempre se hace grande" pero ve al equipo con la ilusión de pasar a semifinales

 

Quique Sánchez Flores, en una rueda de prensa del Espanyol. - RCDE

RAÚL PANIAGUA
24/01/2018

El gol del pequeño Melendo en el Camp Nou supuso la semana pasada el mayor subidón perico de la temporada. El Espanyol ganó por primera vez al Barça en Cornellà y se presentará este jueves en el Camp Nou con la intención de poner en apuros la marcha triunfal del equipo azulgrana en casa. La misión se presenta complicada para los blanquiazules, pero mantienen las esperanzas. 

"Jugamos ante un rival hiperconocido. Sus virtudes son muchas y sus defectos son pocos. Sabemos de la dificultad, pero no saldremos pensando que es un imposible eliminar al Barcelona. Al contrario, plantearemos un partido serio, riguroso. Hay que imaginar pequeños escenarios y tener un poco de suerte", ha afirmado Quique Sánchez Flores. 

Controlar las emociones
Sabe bien el técnico que el Espanyol sufrirá muchísimo este jueves. Al conjunto perico le espera un rival motivadísimo, que se llevó una derrota inesperada en Cornellà y saldrá dispuesto a remontar por la vía rápida. Recursos no le faltan. Tampoco precedentes. El pasado 9 de septiembre, por ejemplo, el cuadro blanquiazul se llevó una 'manita' en la Liga (5-0).


Los jugadores pericos se reúnen en un entrenamiento en Sant Adrià / RCDE

Quique, sin embargo, no quiere pesimismo. "Tenemos motivos para animarnos y esforzarnos. Hay que poner mucha actitud, tener solvencia y mostrar empaque y oficio. La tranquilidad emocional también es importante. Debemos saber tomar decisiones y no darle al rival más de lo que tiene", ha explicado el míster madrileño.

El mejor Barça
E cuerpo técnico perico considera que Valverde no regalará nada. "Sospechamos que pondrá a su  mejor equipo, como hizo en la anterior eliminatoria. En la ida no hicimos el partido perfecto, pero sí fue muy bueno. Queremos competir bien siempre, un día no basta. Tenemos la ilusión de que podemos estar en la siguiente ronda", ha reflexionado Quique. 

El preparador, que no ha desvelado si en la portería estará Diego López o Pau, ha insistido en el aspecto anímico y ha remarcado la importancia de no desfallecer ante las adversidades. "Es un derbi, un partido emocional, veo al vestuario bien. Los jugadores están guardando sus sentimientos para el partido. El Camp Nou siempre se hace hace grande, hay que saber gestionar los esfuerzos". 

Frenar a Messi
Al contrario que en otras ocasiones, Quique no ha querido detenerse demasiado en elogiar a Messi, que no tendrá un marcaje especial. "Prefiero centrarme en mi equipo. Leo ya está muy visto. Lo conocemos todos. La idea es reducir espacios, limitar su campo de acción. En la ida lo hicimos bien sin demasiada estrategia", ha destacado el técnico, que tiene a algunos jugadores tocados y no ha dado la convocatoria. 

El Celta es el único equipo que se ha llevado algo del Camp Nou esta temporada, un 2-2 que daría la clasificación para las semifinales a un Espanyol que sueña con una proeza que le permitiría aspirar a repetir los títulos del 2000 y el 2006.