Mientras Enrique Ponce da rienda suelta a su amor con la joven Ana Soria, Paloma Cuevas, madre de sus dos hijas, Paloma y Blanca, sorprende con un mensaje en su cuenta de Instagram.

"Cuando eres madre descubres nuevamente la vida a través de los ojos de tus hijos... Tu corazón se sincroniza con el de ellos y el horizonte se expande para dar cabida a tanto amor. Gracias @jacintoalconarte por este maravilloso retrato. ¡Me encanta!", ha escrito la todavía mujer del torero, junto a un retrato de ella y sus pequeñas realizado por el pintor extremeño Jacinto Alcon, amigo de la familia.

Desde su separación con el torero, Cuevas, que se encuentra junto a sus padres y sus hijas en la finca Cetrina, la espectacular casa que el matrimonio construyó en la localidad jienense de Navas de San Juan, ha optado siempre por la discreción, salvo cuando hace unas semanas, declaró que tras su separación, su única prioridad es su familia: "Tan solo me preocupan mis hijas".

El torero y la estudiante siguen disfrutando de unas románticas vacaciones en la costa almeriense. Si hace unos días les vimos protagonizar unas instantáneas con besos apasionados y arrumacos, este fin de semana han aprovechado para quedar con unos amigos, tal y como ha compartido Ana Soria en sus historias de Instagram ."Mis niños", escribió junto a una imagen en la que posa con el diestro y un grupo de jóvenes de su pandilla.