Tribunales

"Hoy hay tres mujeres bailando en el cielo"

Las supervivientes y los familiares de Arliene y Lady Marcela se muestran felices tras conocer el veredicto porque "se ha hecho Justicia"

Las víctimas mortales: Arliene Ramos, Lady Marcela (centro) y Marta Calvo.

Las víctimas mortales: Arliene Ramos, Lady Marcela (centro) y Marta Calvo.

"Hoy se ha hecho Justicia". Esa era la frase más repetida ayer entre los familiares de las víctimas del asesino en serie tras ser declarado culpable de todos los cargos a los que se enfrentaba, y entre las propias supervivientes, que no podían ocultar su alegría al hablar con sus abogados tras conocer el veredicto. "Hoy hay tres mujeres bailando en el cielo", confesaba en referencia a Marta, Arliene y Lady Marcela, una de las siete víctimas que lograron sobrevivir milagrosamente a uno de los encuentros mortales con Jorge Ignacio Palma, donde éste les introducía cocaína de alta pureza a traición vía genital, como así ha quedado probado.

Misma felicidad que transmitía, vía telefónica desde Colombia, la familia de Lady Marcela Vargas, la segunda víctima mortal del acusado. "Llevamos dos años con mucha zozobra, solo buscábamos que se hiciera justicia y hoy se ha hecho justicia", confesó Fabio, padre de la joven asesinada a los 26 años.

El hombre recuerda que su hija se vino a España el 17 de abril de 2019 "porque soñaba con comprarse una casa para traerse con ella a sus hijos y darle un futuro digno a los niños", que ahora tienen ocho y seis años, y que viven con sus abuelos maternos. "Los niños saben que su madre esta en el cielo pero la niña, en ocasiones, se echa a llorar, y siguen preguntando que cuando volverá2, confiesa el abuelo de los pequeños.

El mismo día de su muerte –el cadáver de Lady Marcela fue hallado el 15 de junio de 2019 en una casa de citas de la avenida de La Plata– Fabio recuerda que su hija les llamó "muy feliz porque había empezado a arreglar los papeles". "La niña estaba tan feliz y se encontró con la muerte", lamenta el padre de Lady Marcela. "Al día siguiente nos llamaron y nos dijeron que la habían encontrado muerta en su apartamento, fue devastador".

"Somos gente humilde que tratamos de sacar adelante a los niños", explica el padre, quien desde ayer dentro del dolor de haber perdido a una hija, "ahora estamos felices porque gracias a los doctores Isabel y Juan Carlos hoy se ha hecho Justicia por el bienestar de todas las mujeres, y todas las personas porque además era narco y hacía daño a toda la sociedad", puntualizó Fabio.

"Objetivo cumplido, la prisión permanente revisable cabe sí, sí o sí"

"Objetivo cumplido". Esa fue la primera reacción del letrado de la acusación Juan Carlos Navarro, que representa a dos de las víctimas fallecidas y a otras cuatro de las supervivientes, tras conocerse el veredicto del jurado. "Todo lo que pedíamos ha salido. Todos los delitos, respecto de todas las mujeres han salido tal y como lo solicitamos, ahora solo faltan las penas".

Al ser preguntado por las mismas, Navarro fue contundente, "la prisión permanente revisable cabe sí, sí o sí". Según explicó, se le podría aplicar por dos supuestos, «uno porque hay un delito contra la intimidad sexual subsiguiente del delito contra la vida», y segundo porque además hay más de dos asesinatos probados, circunstancia que también contempla el artículo para aplicar la prisión permanente revisable.

Por su parte, Isabel Carricondo, letrada de una de las víctimas que sobrevivieron al intento de asesinato del acusado, declarado probado por el jurado, destacó el trasfondo que supone dicho veredicto de culpabilidad en los términos expuestos. "A partir de ahora las mujeres que pertenecen a determinados grupos sociales se van a atrever a denunciar. Ese creo que es el trasfondo más importante, aparte del veredicto, que es intachable", remarcó Carricondo ante los medios.

Igual de satisfechos se mostraron también los letrados de la acusación Pilar Jové, abogada de la Madre de Marta Calvo, y Vicente Escribano, abogado de una de las supervivientes. "Las pruebas han sido contundentes y lo he repetido en muchas ocasiones. No había pruebas de descargo, no había un informe pericial contradictorio, no había alegaciones... Más allá de negar los hechos, no se daba una versión alternativa", argumentó Jové.

"Entendemos que al final hemos conseguido trasladar al jurado nuestra versión de los hechos, que era ni más ni menos coincidente con la de los investigadores", añadió Jové, quien quiso agradecer la labor de la Guardia Civil, "porque sin el trabajo que hicieron habría sido imposible llegar a este veredicto", así como a los medios de comunicación.

Un hito de la Justicia española

Respecto a la actitud de Jorge Ignacio Palma durante la lectura del veredicto, Juan Carlos Navarro incidió en que estuvo "impasible, como si la cosa no fuera con él". "Mantenía el mismo perfil que ha mantenido durante el juicio, frío y calculador", apuntó. Asimismo le letrado destacó que este veredicto es "un hito" de la Justicia española porque era muy complejo, con cerca de 700 preguntas y quiso elogiar "la dedicación y concentración" de los miembros del jurado.

Esta misma felicidad con reservas –el dolor fue tanto que el hecho de saber que el causante del mismo va a cumplir su castigo solo lo mitiga en parte– era la que transmitía la hermana de Arliene Ramos, la primera víctima mortal del acusado. La mujer, de 32 años y origen brasileño, fue atacada por Jorge Ignacio Palma el 25 de marzo de 2019 de igual forma, con la introducción de una dosis letal de cocaína vía genital. El acusado se marchó de la casa de citas, situada en la plaza Cánovas de València, mientras convulsionaba. Tras ser trasladada al hospital y después de entrar en parada, finalmente falleció el 3 de abril como consecuencia de los efectos de dicha intoxicación.

"Se negó a ayudar a mi hermana mientras agonizaba", critica Alice, quien cree que el asesino eligió a su hermana precisamente "por lo hermosa y soñadora que era". "Arliene siempre ha sido muy soñadora, y él tiró sus sueños a la basura. Aprovechó que era tan joven y hermosa, y con todo un futuro por delante y acabó con su vida", lamentó.

Su hermana abandonó su Brasil natal para venir a España el 27 de febrero de 2019, menos de un mes antes de ser asesinada por el acusado. "Si yo hubiera sabido que ese era el viaje en que le iban a quitar la vida le hubiera implorado para que no se fuera", lamenta, aunque era imposible saber que se iba a cruzar en su vida un asesino en serie.

Alice quiere dejar claro que su hermana "no consumía alcohol, y mucho menos drogas", por eso le pareció tan raro cuando se barajó inicialmente una muerte por una sobredosis, a no ser, como así ha quedado probado, que fuera involuntaria.

"Estoy muy feliz de que su asesino pague por todas las mujeres a las que les arrancó la vida, y por todas las chicas a quienes también lo intentó", añade la hermana de Arliene.

Algunos de los familiares de las víctimas estuvieron presentes en la sala durante la lectura del veredicto. Al finalizar se fundieron en un abrazo con sus abogados conscientes de que el paso tan importante, y a la vez difícil, que dieron al acudir a denunciar, ha valido la pena para que este asesino deje de matar.