INFECCIOSAS

Gripe del tomate: ¿Por qué se llama así este contagioso virus? ¿Cuál es su origen?

Desde que apareció el pasado mes de mayo en el estado de Kerala (y tras propagarse por otras zonas del país), se han contabilizado más de 80 casos

Gripe del tomate: ¿Por qué se llama así? ¿Cuál es el origen de este contagioso virus?

Gripe del tomate: ¿Por qué se llama así? ¿Cuál es el origen de este contagioso virus? / PETKO NINOV - Archivo

La gripe del tomate, una nueva infección viral que se ha detectado en la India, ha acaparado toda la atención de los epidemiólogos. Desde que apareció el pasado mes de mayo en el estado de Kerala (y tras propagarse por otras zonas del país), se han contabilizado más de 80 casos. Todos ellos, en niños menores de cinco años.

Según se ha publicado en la revista médica británica The Lancet, “la infección viral se encuentra en un estado endémico y se considera que no pone en peligro la vida; sin embargo, debido a la experiencia de la pandemia de la COVID-19, es deseable una gestión vigilante para evitar nuevos brotes”. 

Aunque los síntomas de la gripe del tomate son muy parecidos a los de la COVID-19, el virus no está realizado con el SARS-CoV-2. Pero, ¿cuál es el origen de esta nueva enfermedad? 

Por un lado, los expertos autores de la investigación publicada en The Lancet, creen que “podría ser un efecto secundario de la fiebre Chikungunya o del dengue en los niños en lugar de una infección viral”.

Se trata de un virus que, en su origen, estaba limitado a África y causaba la enfermedad en primates, no en humanos. No obstante, 70 años después de su descubrimiento, ha habido casos en todos los continentes habitados. Solo en América, más de un millón de infectados desde 2015. Y también en Europa.

En el viejo continente, el primer brote ocurrió en 2007. Se cree que una única persona infectada, que había estado en la India, dio origen a un brote en Italia. Más de 200 personas se infectaron en una zona con alta presencia de mosquito tigre que transmitió la infección. Y un fallecido. 

Gripe del tomate: Síntomas y tratamiento del contagioso virus que ha aparecido en la India

Gripe del tomate: Síntomas y tratamiento del contagioso virus que ha aparecido en la India

“No es una gripe”

Y no es el único. En 2017, otro brote afectó a Italia con más de 500 personas contagiadas. Es altamente probable que en los próximos años el virus acabe por establecerse en el continente, dado que cada vez hay una más amplia distribución de su vector, el mosquito tigre, una especie invasora que fue avistada por primera vez en Barcelona en 2004.

Por otro lado, “también podría ser una nueva variante de la enfermedad viral de manos, pies y boca, una enfermedad infecciosa común que afecta principalmente a niños de 1 a 5 años y adultos inmunocomprometidos”. Es la principal teoría del doctor Antoni Trilla, jefe de Medicina Preventiva del Hospital Clínic de Barcelona.

Como explica el especialista, la gripe del tomate “no es una gripe” y “nada tiene que ver con los tomates”. Esta infección ha recibido este nombre porque su síntoma más característico son unas ampollas, de color rojizo, que podrían alcanzar un tamaño similar al de un tomate. 

Pero aunque haya sido bautizada así, esta fruta (de gran importancia culinaria) no causa esta enfermedad. Trilla señala que es “es una forma de presentación de la enfermedad boca-mano-pie, producida por el virus Coxsackie”.

El epidemiólogo destaca que esta infección vírica se da en niños menores de 10 años y es “benigna”. Hasta el momento, hace hincapié el catedrático de la Universidad de Barcelona, “no hay casos en España”.

La enfermedad boca-mano-pies, una infección infantil

La enfermedad boca-mano-pie es una infección viral leve y contagiosa bastante frecuente entre los más pequeños (entre 1 y 3 años). Su principal síntoma es la aparición de unas ampollas en la boca, las palmas de las manos y los pies, de ahí su nombre. Y los responsables de estas vesículas tan características son los enterovirus.

Vacunarse contra la varicela no elimina la probabilidad de tener herpes zoster pero si reduce el riesgo de desarrollarlo.

Vacunarse contra la varicela no elimina la probabilidad de tener herpes zoster pero si reduce el riesgo de desarrollarlo.

Esta enfermedad, típicamente infantil y leve, insistimos, se transmite con facilidad, mediante el contacto directo por vía fecal-oral (heces) y aérea (secreciones de nariz, boca o gotitas que se lanzan al toser).

Los pediatras de la Asociación Española de Pediatría (AEP) explican que “el virus permanece en las heces, sobre todo, o en las vías respiratorias varias semanas después de padecer la enfermedad”.

Además, puede sobrevivir mucho tiempo en los objetos manipulados y usados con los niños, como pañuelos, mesas, sábanas, toallas… lo que hace muy sencilla la transmisión.

Cuáles son los síntomas de la gripe del tomate

Además de las ampollas rojizas, la sintomatología de la gripe del tomate es:

  • Erupciones cutáneas.
  • Fiebre alta.
  • Dolor intenso en las articulaciones.
  • Fatiga.

La gripe del tomate es una enfermedad autolimitada y para la que no existe un fármaco específico para tratarla.