Los llamados superalimentos, son alimentos que cuentan con propiedades beneficiosas para nuestro organismo, por lo que es una gran opción incluirlos en nuestra dieta diaria, mientras se combinan con la realización de ejercicio físico. Sin embargo, a la hora de buscar los superalimentos no tenemos que irnos a productos novedosos, muchas veces basta con seleccionar algunos que llevan miles de años con nosotros, es el caso de este alimento natural que cuenta con propiedades muy beneficiosas para nuestro organismo como ayudar a reducir el colesterol y rejuvenecer la piel.

El superalimento que no conocías

Cuando se habla de alimentos que reducen el colesterol, inmediatamente se menciona el aloe vera, las nueces, el salmón o las espinacas. Sin embargo, el abanico es mucho más amplio y existen multitud de opciones más. Entre ellas se encuentra el noni, una fruta tropical de la polinesia que es todo un superalimento.

Con un aspecto interior que puede recordar al de la chirimoya, exterior verde e interior blanco y con huesos, el noni no es precisamente un alimento sabroso, pero cobra especial protagonismo cuando se utiliza para producir zumo (mezclándolo con miel y azúcar) y para reducir los niveles de colesterol.

El noni es un superalimento que ayuda a reducir el colesterol.

El noni pertenece a la familia del café, y destaca por ser muy rico en proxeronina, un componente con propiedades medicinales y usado desde hace miles de años.

Propiedades del noni

Estas son las propiedades que hacen del noni todo un superalimento.

Analgésico

El noni tiene propiedades sedativas y analgésicas. De hecho, en la antigüedad se usaba para curar heridas provocadas por golpes o incluso reducir la fiebre.

Anticancerígeno

Diversos estudios apuntan a que el noni evita que nuestro organismo forme uniones entre el ADN y sustancias químicas, una de las causas de la formación de células cancerígenas.

Rejuvenece la piel

Si por algo destaca el noni es por ser rico en antioxidantes como selenio, lignanos o xeronina. Esto le da grandes efectos curativos y la capacidad de ayudar en el rejuvenecimiento de la piel.

Reduce el colesterol

Por último, dichos antioxidantes ayudan a reducir el colesterol, además de regular los niveles de azúcar en sangre y controlar la presión arterial.