+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

una reunión que satisface a dos socios con ganas de PACTO

PP y Cs anteponen el acuerdo sobre sus programas al reparto del poder

«Primero tenemos que ver qué queremos poner en marcha y luego quién lo va a poner», señala Marin. Ambos partidos crearán un grupo de trabajo para analizar las propuestas programáticas esta semana

 

Los equipos de los dos partidos con Moreno y Marín a la cabeza, antes de comenzar su primera reunión para formar gobierno, celebrada en la tarde de ayer en la sede del Parlamento andaluz. - EFE / JULIO MUÑOZ

Agencias
12/12/2018

El Partido Popular y Ciudadanos constataron ayer, en su primera reunión para formar gobierno en Andalucía, una «clara voluntad de acuerdo y cambio» entre ambas formaciones, y han antepuesto los acuerdos programáticos a la composición del Ejecutivo a la vez que han excluido a Vox de la negociación. Tras la reunión, los candidatos del PP a la Presidencia de la Junta, Juanma Moreno, y de Ciudadanos, Juan Marín, han comparecido por separado ante la prensa y han explicado que el primer acuerdo ha sido crear un grupo de trabajo para analizar durante esta semana las propuestas programáticas para un acuerdo de gobierno en Andalucía.

En caso de alcanzarlo, abordarán la composición del Ejecutivo en otra reunión al más alto nivel el próximo lunes 17 de diciembre, a la que asistirán los mismos negociadores que ayer, entre ellos los secretarios generales del PP y de Ciudadanos, Teodoro García Egea y José Manuel Villegas, respectivamente. Moreno, cuyo partido ha obtenido 26 escaños, siete menos que en el 2015, ha asegurado que no negociarán el cambio político en Andalucía con Vox y se limitarán a hablar con Ciudadanos, con el que persiguen un «acuerdo global» que suponga primero un pacto en los programas de «reactivación económica», luego de la Mesa del Parlamento y por último del Gobierno.

El líder del PP andaluz ha explicado que Vox no les ha pedido participar en la negociación, y ha recordado que la nueva fuerza política en el Parlamento, con doce escaños, ha manifestado su «plena voluntad de apoyar cualquier cambio en Andalucía», lo que espera ver en los distintos procedimientos parlamentarios. Tras destacar la «gran coincidencia programática» entre PP y Ciudadanos, Moreno ha asegurado que ayer no hablaron de cargos ni del posible reparto de consejerías, que considera un tema «más complejo» y que requiere un «análisis con más detalle».

«Hoy correspondía hablar de programa, de empezar la casa por los cimientos», ha dicho Moreno antes de indicar que en esta primera reunión había que plantear si «estamos de acuerdo en el programa y en las reformas que queremos hacer. Si no estamos de acuerdo en eso, lo mejor es que abandonemos esta posibilidad de acuerdo». Después, «probablemente la próxima semana», se planteen los organigramas y el reparto de las responsabilidades entre ambas formaciones, ha indicado antes de admitir que se debería «reducir» la administración política de la Junta de Andalucía.

El líder de Ciudadanos, partido que ha obtenido 21 escaños, detalló por su parte que el grupo técnico de trabajo abordará durante esta semana propuestas en materia de regeneración democrática y lucha contra la corrupción, reactivación económica -bajada de impuestos, industrialización o reforma fiscal- y servicios públicos como la sanidad, la educación o las políticas sociales. «Primero hay que ver qué queremos poner en marcha, y el segundo acuerdo al que tendremos que llegar es quién lo va a poner en marcha», ha dicho Marín, quien ha argumentado que esa segunda parte tiene «dos patas» que son la formación del gobierno y la composición de la Mesa del Parlamento, que se constituye el próximo día 27. El líder del partido naranja subrayó que el acuerdo que se busca «será solo de PP y Ciudadanos», por lo que Vox no entrará en las negociaciones, aunque no ha descartado poder contar con su apoyo: «Lo que otras fuerzas hagan no es una cuestión mía, pero si llegamos a un acuerdo de 47 diputados esperamos que otras fuerzas políticas no lo bloqueen».

Preguntado por si la presencia de los responsables nacionales de los partidos supone una injerencia en la negociación, Marín ha sostenido que es «razonable» que los partidos participen a nivel nacional y «estén al corriente de algo que afecta a 8,5 millones de personas», pero ha sido tajante: «Estas conversaciones las lidero yo, por si a alguien no le ha quedado claro». El presidente del PP, Pablo Casado volvía ordenar ayer al equipo que ya negocia con Ciudadanos que mantenga la máxima discreción en esas conversaciones.

Temas relacionados
 
   
1 Comentario
01

Por vecino 10:12 - 12.12.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Cuando escuches a los partidos políticos catalanes decir que “no pueden” votar los Presupuestos, recuerda que ayer el PDeCat votó a favor de una ley hecha a medida de los bancos y fondos buitre: la Ley de Crédito Inmobiliario. ¿Con quien votó? La votó en alianza con PP-PSOE-C's.