+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

LUTO EN CÓRDOBA Y EN LAS LETRAS ESPAÑOLAS

El Centro Andaluz de las Letras subraya que García Baena era el "alma" de la entidad

Juan José Téllez señala que el poeta era un "gigante" como escritor y el "alma" de la entidad, de la que era director emérito

 

Capilla ardiente de Pablo García Baena en el salón de plenos del Ayuntamiento. - A.J. GONZÁLEZ

EFE
15/01/2018

El director del el Centro Andaluz de las Letras (CAL), Juan José Téllez, ha subrayado que el poeta cordobés Pablo García Baena, que falleció ayer, era un "gigante" como escritor y el "alma" de la entidad, de la que era director emérito.

Tras visitar la capilla ardiente del poeta en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Córdoba, Téllez ha expresado que el escritor era un "ejemplo de elegancia, serenidad, complicidad y afecto".

Téllez lo ha calificado como un escritor "gigante" y ha dicho que que "lo seguirá siendo porque su literatura va a pervivir en el tiempo" pues "es un clásico que ejemplifica lo mejor de la lírica española del siglo XX".

Además, ha explicado que una exposición sobre la figura del poeta abrirá en Córdoba los actos homenaje al Autor del Año 2018 del Centro Andaluz de las Letras (CAL), distinción para la que fue elegido el pasado año "por unanimidad" y que "rechazó en innumerables ocasiones", ha explicado Téllez.

Finalmente, García Baena, uno de los fundadores del Grupo Cántico, accedió porque "lo puse entre la espada y la pared", ha indicado Téllez, quien ha destacado que el poeta "estuvo hasta el pasado viernes seleccionando las fotos para el catálogo que va a realizar sobre él José Infante".

"Hizo un gran esfuerzo porque se encontraba mal", ha explicado el director del CAL, quien también ha anunciado que el también poeta Guillermo Carnero está haciendo una antología para el homenaje póstumo del poeta que arrancará con una exposición en abril.

"Pablo García Baena era un puente entre el barroco de Góngora y la Generación del 27 y la modernidad", ha resaltado Téllez, quien ha confesado que, como director emérito, el cordobés también era "el alma del Centro Andaluz de las Letras, que no sería lo mismo sin la sombra tutelada de Pablo". 

Temas relacionados