+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

«Tras ‘Operación Triunfo’, dirigir tu carrera es clave»

 

Guille Milkyway, profesor en ‘Operación Triunfo’. - ferran sendra

INÉS ÁLVAREZ
16/01/2018

Aunque Los Javis son las estrellas rutilantes del profesorado de Operación Triunfo (OT), formando a los chicos hay otros profesionales, como el cantante, compositor, dj y productor Guille Milkyway (Barcelona, 1974), líder del grupo de indie pop La casa azul. El artífice de La revolución sexual y Amo a Laura se ha marcado el objetivo de que los concursantes tengan referentes en la música para que, al salir, puedan dirigir mejor sus carreras.

–¿Se veía de profe en ‘OT’?

–De entrada no sabía si este sería mi lugar. Pero cuando hablé con Tinet Rubira lo vi superclaro. Porque en la primera edición de OT veías un talento increíble y que sentían la música, pero era una lástima que no supieran quién había hecho la canción, quién la había cantado... Si conocen esto, serán más capaces de verse reflejados en artistas... Y quería demostrarles que ni lo de antes era mejor que lo de ahora ni al revés.

–Como el reguetón. Sorprende que un artista ‘underground’ lo defienda.

–No hay que denostar la época actual respecto de la anterior. Es algo que en la historia de la música se ha hecho siempre. Nada es malo, sea reguetón, Elvis Presley, Chuck Berry o Malú. Y es una lástima que alguien que sea capaz de emocionarse con música solo lo haga con dos o tres cosas que ha tenido tiempo u oportunidad de conocer.

–Sobre todo teniendo una academia...

–Para mí sería como una oportunidad perdida. Porque hay gente salida de OT que son grandes estrellas, pero otros tienen carreras musicales con devaneos que demuestran la falta de una dirección artística. Y seguramente es porque han ido cambiando de gente. Cuando quien tiene que dirigir su carrera es el propio artista. No es mi intención que salgan de aquí con la historia de la música superclara, pero sí haberles despertado esa curiosidad.

–Y a los jóvenes que ven el Canal 24 Horas.

– La historia de la música es un océano increíble de emociones interminables. Normalmente se hace este discurso desde el dogmatismo, desde la ortodoxia, pero que venga de alguien como yo, que puede decir sin problemas que Felices los cuatro es una melodía bonita y estar hablándote de los discos de Motown...

–Ya había sido jurado de ‘talent show’, pero es más cómodo ser profesor, ¿no?

–Me siento más cómodo hablando de lo que me gusta, pero he hecho de jurado y todo era espontáneo. Muchas veces era más emocional que técnico, con lo que no me sentía muy incómodo.

–Pero eso no es lo habitual.

–No. Pero hay que ser rigurosos, porque la técnica hoy en día es importante, y tienes que ser capaz de controlarla, pero no lo es todo. La emoción real transmitida con perfección técnica es lo más. Pero si apuestas totalmente a la técnica, estás perdido.

–En el magacín ‘Tips’ (La 2) también hablaba de música.

–No me considero un megaexperto, pero estoy abierto a aprender cosas nuevas. Tips era un programa muy guay, porque eran pequeñas cápsulas. Y a los chicos de OT intento transmites que todo viene de lo anterior y evoluciona de forma continua.

–¿Usted era fan de ‘OT’?

–Veía las dos primeras ediciones y me lo pasé muy bien.

–¿Cree que de esta edición saldrán grandes estrellas?

–La intención del programa es que haya una, dos o tres. Pero nuestra labor es también que, aunque no estén en el top, tengan una vida superrealizada como muchos músicos y excursantes de OT, que tienen carreras supersólidas y que aunque no están en primera línea viven lo que les gusta. Por lo que hay que estar preparados. Dirigir tu carrera es clave.

–¿Usted sigue disfrutando de la suya?

–Sí, yo me divierto metiéndome en berenjenales. Y como probando cosas me lo paso bien, aprendo y me enriquezco a todos los niveles... A veces se me critica que dejo un poco de lado mi grupo y mis producciones. Y, sí, tengo cierta ansiedad por no llegar a todo, pero la vida es tan corta… H