+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

IMPACTANTE PUESTA EN ESCENA

Australia sobrevuela Eurovisión

Esta noche se celebra en Tel Aviv la segunda semifinal del concurso musical

 

Miki visitó ayer el Muro de las Lamentaciones. - EFE / ABIR SULTÁN

Kate Miller-Heidke, la representante de Australia, en su actuación. - EFE / ABIR SULTÁN

Carles Savalls
16/05/2019

Esta noche (en La 2, a partir de las 21.00 horas) se podrá seguir en directo la segunda semifinal del festival de Eurovisión, de donde saldrán otros 10 finalistas y donde están los grandes favoritos de este año: Holanda, Rusia, Suiza, Malta, Suecia y Azerbaiyán. Eso después de que, el pasado martes, Grecia, Bielorrusia, Serbia, Chipre, Estonia, República Checa, Australia, Islandia, San Marino y Eslovenia se clasificaran para la final del Festival, que se celebrará este sábado de nuevo en el Pabellón 2 de la Expo Tel-Aviv. La criba se decide con el voto combinado de los telespectadores y de los jurados profesionales de los países participantes.

El martes no hubo sorpresas y el show se desarrolló según lo previsto. Australia, una de las favoritas de la noche, destacó con una espectacular puesta en escena: su intérprete, Kate Miller-Heidke, y sus dos bailarinas, suspendidas de una larga pértiga elástica balanceándose a un lado y otro del escenario, con imágenes del firmamento a sus espaldas y del planeta Tierra a sus pies. Con ayuda de los realizadores de la televisión organizadora del evento, la KAN israelí, consiguieron transmitir la sensación de gravedad cero del título de la canción.

Islandia también consiguió un billete para la final con la propuesta punk del grupo Hatari: máscaras, imágenes de cadenas, vestidos de látex, ambientación de fuego y humo pusieron la ambientación a un tema nihilista que pronostica la destrucción de Europa. El trío checo Lake Malawi también luchará por la victoria, con un tema dedicado a un amor de la adolescencia y una realización original, donde se pudo ver un encuadre individualizado de cada uno de los integrantes del grupo moverse libremente por toda la pantalla durante la ejecución del estribillo: ahora arriba, ahora abajo, ahora a la derecha, ahora a la izquierda...

También estará Chipre este sábado. Tamta defendió un tema pop acompañada de cuatro bailarines. Con ella competirá también su vecina griega Katerine Duska con Better love y una puesta en escena que es toda una alegoría de la primavera. La de la serbia Nevena Bozovic fue la única balada que clasificó el martes.

Intensa y elegante, actuó sobre un escenario de hielo y envuelta de humo. Sus vecinos de Eslovenia, Zala Kralj y Gasper Santl, se clasificaron poniendo voz a un tema con base chill out y con él tocando la guitarra eléctrica y el teclado y ella, delante suyo, mirándole constantemente. La bielorrusa Zena, de 16 años, luchará con un tema disco muy pop donde se permite bailar sin parar mientras canta.

Serhat, el representante de San Marino, defendió Say na, na, na, un tema que compuso en cinco minutos mientras paseaba por Berlín con una puesta en escena muy setentera. El artista, que es turco, también destacó por su voz, grave como ninguna, sobre el escenario de la Expo Tel-Aviv.

Finalmente, Victor Crone, de Estonia, también conseguió meterse en la final con un medio tiempo titulado Storm que cantó en solitario.

El anuncio de los ganadores de la galas del martes y la de hoy se hace sin revelar las puntuaciones de cada país. Eurovisión quiere que el sábado todos los participantes hagan su actuación en igualdad de condiciones.

En la gala del martes también se pudo ver unos segundos de la actuación de Miki, que ya está clasificado para la final junto al Reino Unido, Italia, Francia y Alemania, por ser los cinco países que más contribuyen económicamente al Festival, e Israel, organizador del evento este año.

Los anfitriones han querido homenajear a todos los artistas que le han dado la victoria en Eurovisión así que el martes actuó Netta Barzilai ganadora del año pasado en Lisboa, y de Dana International, ganadora en 1998 e icono gay. Versionó Just the way you are de Bruno Mars con parejas besándose en directo.