+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

en punta umbría

Prisión para el vendedor ambulante que apuñaló a un policía local en Huelva

El juez le acusa de atentado contra la autoridad y de lesiones leves El agente resultó herido en plena playa cuando trataba de requisar un carro de mercancía

 

Ataque con arma blanca a la Policía Local en Punta Umbría. -

Julia Camacho
09/08/2019

Un juzgado de Huelva ordenó este viernes el ingreso en prisión comunicada y sin fianza para el vendedor que apuñaló a un policía local el pasado miércoles cuando trataba de requisarle la mercancía en plena playa de Punta Umbría (Huelva) en una operación policial contra la venta ambulante ilegal.

El juez le atribuye un delito de atentado a agente de la autoridad con la agravante de utilización de instrumento peligroso en concurso ideal con un delito de lesiones y otros cuatro delitos leves de lesiones. Los hechos serán sometidos a juicio rápido el próximo 21 de agosto en el Juzgado de lo Penal 1 de Huelva.

Fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) confirmaron el encarcelamiento de F.C.M. tras prestar declaración judicial, dado que además de la gravedad de los delitos que se le imputan, cuenta con antecedentes por lesiones y violencia machista. Asimismo, se acordó la puesta en libertad provisional del hermano de éste, M.C.M, vendedor sin licencia y que también fue detenido tras la agresión por participar en la trifulca. Se le investiga por la presunta comisión de un delito de atentado a agente de la autoridad y tres delitos leves de lesiones, y se le prohíbe acercarse y comunicarse con el jefe de la Policía municipal agredido.

Los hechos se produjeron el pasado miércoles sobre las 13,40 horas en una zona de Punta Umbría conocida como La Canaleta, cuando varios agentes de la policía municipal recorrían la playa para frenar la venta ilegal de bebidas y se encontraron con unos vendedores sin licencia a los que trataron de requisar un carro repleto de mercancía. La discusión subió de tono y uno de los vendedores se encaró con uno de los integrantes del dispositivo, el subinspector jefe de la Policía Local de Punta Umbría (Huelva), Antonio Garrido, tras lo que sacó un arma blanca con la que empezó a apuñalarle. El policía recibió cinco puñaladas en el abdomen mientras forcejaban encima de una de las sombrillas de los bañistas, algunos de los cuales grabaron el incidente con sus móviles y lo difundieron en redes sociales.

AYUDA ESPONTÁNEA 

El hombre, que según algunos testimonios recabados por la prensa local se ensañó con el jefe de Policía, intentó atacar a otros agentes antes de ser reducido. Asimismo, un bañista que contempló la escena trató de defender a los agredidos y quitarles a los policías de encima, por lo que también fue arrestado. Fuentes judiciales confirmaron que, aunque no compareció en calidad de detenido, el juez ha ordenado que este hombre sea juzgado también por la presunta comisión de un delito de resistencia a la autoridad y un delito leve de lesiones.

El policía agredido fue trasladado de inmediato hasta un centro hospitalario cercano, donde fue atendido de heridas leves y pasó la noche en observación, recibiendo el alta al día siguiente. En un comunicado difundido en sus redes sociales aseguró que también se me ha puesto la carne de gallina cuando he visto el vídeo a cámara lenta con la agresión, un cobarde, traicionero y vil el intento de matarme en medio de mi playa a las dos de la tarde, a cara descubierta y con ensañamiento por una intervención y denuncia administrativa contra la venta ambulante no autorizada. Tengo dos días de cumpleaños al año, aseguró, pidiendo que se aplique justicia contra el agresor por los cinco navajazos, los que alcanzó a dar en tan poco tiempo a su autor.

REPULSA DE LOS VENDEDORES LEGALES 

La agresión al subinspector no es la primera que reciben los agentes a causa del dispositivo contra la venta ambulante ilegal en la playa, ya que días antes otros dos agentes también resultaron heridos en un encontronazo con otros vendedores. La Unión de Autónomos UATAE-Andalucía, en la que está integrada la Asociación Provincial de Profesionales del Comercio Ambulante de Huelva (APPCAH), ha condenado estas agresiones y consideran que se trata de un suceso lamentable que debe ser desterrado de las localidades andaluzas no sólo durante el verano, sino en toda época del año. La organización enfatizó además que el presunto agresor es un ilegal, de los que hacen competencia desleal a las personas comerciantes ambulantes que se ganan la vida a diario de forma legal y que trabajan duramente para aportar empleo y desarrollo económico a nuestras provincias.