+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

TRADICIÓN POLÉMICA

Un herido en el tercer Toro de la Vega sin muerte del animal

La presencia de activistas antitaurinos provoca tensión en Tordesillas

 

Vuelve el Toro de la Vega, un año más sin matar al astado. - CÉSAR MANSO (AFP / VÍDEO: ATLAS)

Redacción
11/09/2018

Un mozo corneado en una pierna ha sido el único incidente reseñable del festejo del Toro de la Vega, celebrado esta mañana en Tordesillas (Valladolid). Por tercer año consecutivo se ha celebrado sin lanzas y la muerte del astado en público, por imperativo legal, sin incidentes de orden público ni tensiones mayores como en ediciones precedentes.

Numeroso público ha presenciado este espectáculo, aunque en una cifra notablemente inferior a los años precedentes a la supresión del torneo.

El festejo, según la nueva reglamentación, concluyó cuando la parada de mansos logró envolver al bravo y guiarlo hasta los corrales, donde concluyó un festejo que desde el año pasado ha recuperado su tradicional denominación del Toro de la Vega (en 2016, primero tras la supresión de las lanzas, se anunció como Toro de la Peña) y suprimido la palabra torneo en la megafonía, carteles y programas.

En el puesto de Cruz Roja habilitado junto a la rotonda fue atendido el mozo corneado y también a su madre, fruto de un ataque de ansiedad. El herido recibió las primeras atenciones antes de ser evacuado hasta la enfermería de la plaza de toros y finalmente trasladado hasta un centro sanitario de la capital vallisoletana.

ACTIVISTAS IDENTIFICADOS

La Guardia Civil identificó a seis jóvenes, activistas contra el maltrato animal, que esgrimieron un folio con la leyenda 'No estás solo' y encresparon los ánimos de algunos peñistas, vecinos y compañeros del mozo herido, que a escasos metros estaba siendo atendido en el puesto de la Cruz Roja.

Antes de la celebración del Toro de la Vega 2018, una manifestación convocada por Asociaciones Taurinas de Castilla y León reivindicó la tradición secular del torneo y las lanzas, con varias pancartas ('¡¡Tordesillas no se rinde!!' y 'En defensa de la tauromaquia, prohibido prohibir').

En la plaza Mayor, junto a la fachada consistorial, una pancarta de grandes dimensiones defendía la naturaleza original del festejo y el derecho del municipio a disfrutar de sus tradiciones sin imposiciones normativas ('Tengo derecho a mi fiesta' y 'Sí al Toro de la Vega'.