+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

TENIS / OPEN DE AUSTRALIA

Nadal sigue adelante y asegura el número uno tras el torneo

Carla Suárez entra por tercera vez en los cuartos al superar a la estonia Anett Kontaveit

 

Rafa Nadal celebra su victoria en el encuentro ante Schwartzman. - AP

JOAN CARLES ARMENGOL
22/01/2018

Rafa Nadal no afloja. El tenista mallorquín, de 31 años, sigue adelante en el Abierto de Australia, y de paso se aseguró acabar la semana como número 1 del mundo ante el acoso del suizo Roger Federer. Los dos objetivos consiguió Nadal al derrotar en un durísimo partido de octavos al argentino Diego Schwartzman en cuatro sets, 6--3, 6--7 (4-7), 6--3 y 6--3, en casi cuatro horas de juego (3 horas y 51 minutos) en la pista central Rod Laver del Melbourne Park.

Nadal, que anunció que no jugará la próxima eliminatoria de la Copa Davis, logró su victoria número 55 en Australia y su décimo acceso a los cuartos, camino del segundo título en Melbourne, al doblegar la feroz resistencia de Schwartzman, un buen amigo del malloquín y un tenista peculiar, dada sus condiciones físicas. Le llaman ‘El Peque’ por sus escasos 1,70 de estatura, pero el argentino de 25 años y actual número 26º del mundo esconde un gran tenis, como demostró a lo largo de todo el partido, en el que puso en serios aprietos a Nadal, como el número 1 reconoció al final, sobre todo con su servicio.

Ante todo ello, Nadal tuvo que dar lo mejor de sí mismo para superar el golpe del ‘tie break’ perdido en la segunda manga, y se exprimió en largos juegos como el del 1-1 del cuarto set (en que salvó cinco bolas de rotura de servicio), que duró 13 minutos, y en el último, cuando pudo doblegar finalmente a su amigo en la tercera bola de partido.

Nadal logró su cuarta victoria en la cuenta particular con Schwartzman (que no le ha ganado nunca) y mañana se medirá en los cuartos de final, como contraste, con el gigantón croata Marin Cilic, que apartó de su camino al asturiano Pablo Carreño remontando el set inicial perdido: 6--7 (2--7), 6--3, 7--6 (7--0) y 7--6 (7--3). Cilic, que solo ha ganado una vez a Nadal, por cinco derrotas, fue más decisivo que Carreño en los desempates, amparado sin duda en un servicio potente y muy difícil de atajar.

Carla Suárez también estará en los cuartos al vencer a la estonia Kontaveit por 4--6, 6--4 y 8--6 en dos horas y 17 minutos de unos vibrantes octavos de final. La grancanaria se medirá ahora a la danesa Caroline Wozniacki, número 2 del mundo y vencedora de la eslovaca Magdalena Rybarikova (6-3 y 6-0). Suárez alcanzó los cuartos por tercera vez.