+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

CARTA ILUSTRADA

Sobre el Museo Taurino de Córdoba

 

07/03/2016

Ecologistas en Acción valora de forma negativa desde hace años los numerosos fondos públicos destinados a eventos taurinos por diversas entidades públicas. Los motivos son por una parte que las administraciones públicas no deben promocionar el maltrato de animales y por otra la escasa rentabilidad social y económica de estas inversiones y subvenciones. Otro ejemplo reciente de esta falta de rentabilidad social lo tenemos en las cifras de visitas al Museo Taurino de Córdoba. Ya en su tiempo Ecologistas en Acción denunció los más de 5 millones de euros que se destinaron a la remodelación de este centro.

Según datos aportados recientemente por el Ayuntamiento, el Museo Taurino tuvo 28.578 visitas en el año 2015 (caída del 19,1% respecto al 2014). Lo que ocurrió el año 2014 es que se inauguró el museo y durante más de un mes la entrada fue gratuita. Esta bajada de visitas es significativa de un hecho: el Museo Taurino es un museo de consumo interno que poco interesa a nuestros visitantes, cada vez más concienciados con los derechos de los animales. Se destaca que pese a la subida del turismo en Córdoba en los últimos años, en los años 2000 y 2001 las visitas en el viejo y destartalado Museo Taurino eran casi 35.000, superando ampliamente las del 2015.

Si dividimos por 300 días de apertura no llega ni a 100 personas diarias en 2015, más exactamente 95 personas por día. Recordemos la derrochadora campaña publicitaria que desarrolló el exalcalde Nieto y el concejal Moreno en los meses previos a la inauguración del museo. El día de la inauguración se vendió el museo como un nuevo paradigma en la captación de turistas y pernoctaciones para la ciudad por la anterior corporación. Concluimos que el turismo apuesta por otro tipo de museos más relacionados con la cultura contemporánea; asimismo el ciudadano actual está muy sensibilizado con los derechos de los animales y estas instalaciones le parecen recuerdos de una España negra que por suerte está dando su último canto de cisne.

Gerardo Pedrós Pérez

Ecologistas en Acción

Córdoba

Opinión

Elegir a quién odiar

Emma Riverola

Sin explicación

Joaquín Pérez Azaústre

Relincha el caballo

Manuel Piedrahita

Un rey desdichado (y 3)

José Manuel Cuenca Toribio

Tregua

Antonio Agredano

Las sinergias de Córdoba

Miguel Santiago Losada

Gime, bandoneón

Desiderio Vaquerizo

Y voló

Magdalena Entrenas

El desvarío

Emma Riverola

CECO y la responsabilidad empresarial

Francisco García-Calabrés Cobo

Lectores
FELICITACIÓN

A la Legión, en su centenario

No me pasan inadvertidos los cien primeros años de la Legión, un cuerpo del ejército español ...

MANTENIMIENTO

Parque Cruz Conde

Llevo más de 2o años visitando todos los días (o casi todos) este paraíso de Córdoba. En general ...

DEPORTE EN EL BARRIO

Skatepark Arroyo del Moro

Querido alcalde de Córdoba: Soy Enrique, tengo 12 años y vivo en la zona de Arroyo del Moro. Le ...

SOCIEDAD

Se nos fue Pelagio

¡Un auténtico mazazo cuando mi hija me comunicaba por teléfono que Pelagio Forcada se había ...

 
 
1 Comentario
01

Por Aficionado 19:33 - 07.03.2016

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Sr. Pedrós, hace usted unas afirmaciones y llega a unas conclusiones que considero meras simplezas sectarias carentes de objetividad. Estoy de acuerdo en que el nuevo Museo Taurino ha perdido todo su atractivo, pero no por lo que usted dice. El nuevo Museo Taurino es una mamarrachada audiovisual que no representa ni por asomo la esencia y el peso histórico de la Tauromaquia cordobesa. Es obra de los agradadores de siempre, esos que nunca se mojan ni arriesgan en aras de lo políticamente correcto, y claro está, en lo relacionado con la Tauromaquia, donde la verdad se muestra sin maquillaje, eso es imposible.