+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Tribuna abierta

Elecciones en EEUU

 

Atres meses de la celebración de elecciones presidenciales en EEUU, primer martes de noviembre, Donald Trump afronta las mismas con muy pocas posibilidades de ser reelegido. Ninguna de las encuestas realizadas hasta el momento le dan como vencedor, llegando incluso las más importantes a conceder mas de 10 puntos de ventaja para el candidato demócrata, Joe Biden.

Con el país sumido en una caída de su PIB del 33% , una economía debilitada y un aumento del desempleo al 15%, Donald Trump no tiene nada que mostrar para recuperar las simpatías mayoritarias que le llevaron a la Casa Blanca. Su pésima gestión de la pandemia del covid-19 ha volcado la balanza hacia las opciones de cambio, unido a sus despropósitos permanentes en política exterior, que han colocado a EEUU como el referente negativo en el affaire internacional. Varios analistas políticos aseguran que estas elecciones no las ganará Biden, sino que las perderá Trump.

No obstante las tendencias, falta por ver cuáles serán los ases en la manga que tenga el magnate para intentar recuperar el terreno perdido. Bajo mi punto de vista pueden ser en dos direcciones: la primera, en política exterior. La actual tensión con China y Rusia, que van ganando la partida de influencia global, puede servir de argumento para mostrar la fortaleza USA con movimientos a favor de Taiwán y Hong Kong. Mas cerca de casa, en su patio trasero, Trump sigue guardando la opción Venezuela, incluso con planes de intervención militar, lo que colocaría a EEUU en una catarsis del recuerdo de Vietnam, muy propicios para recuperar votos del nacionalismo republicano. Mucho menos probable, pero nada descartable, es que opte por atacar de frente a Nicaragua, enemigo mucho menos potente, como ocurriera con Noriega en Panamá. Lo de Cuba ya es un capítulo aparte, pues ha endurecido todas las posibilidades de bloqueo con la Ley Helms-Burton, que Obama consiguió suavizar en su último mandato.

La segunda dirección, orientada hacia el interior del país, podría contar con una inyección económica brutal del Tesoro que garantizará a corto plazo una mejora de la percepción económica en los bolsillos de los estadounidenses, incluyendo ayudas a la producción industrial, agrícola y ganadera, minería y automoción. Además de ello, explorar mediante globos sondas (Twitter) la posibilidad inédita de retrasar la celebración de las elecciones. Ya ha lanzado la propuesta basándose en la posibilidad de fraude en el voto por correo, que aumentaría por los efectos de la pandemia, que a su vez utilizará (ahora sí) como un elemento disuasorio para que los estadounidenses puedan votar en libertad, solicitando al Congreso la aprobación de un retraso electoral para marzo de 2021. Realizará cualquier movimiento que le ayude a ganar tiempo en la aplicación de las medidas de última hora.

A pesar de todo ello, Joe Biden tiene todas las de ganar. Su próximo golpe de efecto será el nombramiento de su candidata a la vicepresidencia, pues ya prometió en las internas demócratas que, de ser el candidato, tendría a una mujer en el tándem. Biden se debate entre la senadora de California Kamala Harris y la senadora por Illinois Tammy Duckworth, aunque entran en la carrera Susan Rice (embajadora en Naciones Unidas con Obama) y la alcaldesa de Atlanta, la muy popular Keisha Lance Bottoms. Personalmente, creo que se decantará por una candidata negra para garantizar el apoyo afroamericano.

Aún nos dará tiempo a analizar los movimientos de Trump y de Biden en la campaña electoral inminente. Los demócratas ya saben por experiencia que no se puede vender la piel del oso antes de cazarlo.

Opinión

A redropelo (y 3)

José Manuel Cuenca Toribio

Galletas

Antonio Agredano

Las que sobraban

María Olmo

Tres años

Joaquín Pérez Azaústre

Nuevo año

Juan Andrés Molinero Merchán

Unas elecciones clave para Europa

Nicolás Pascual de la Parte

Córdoba, los jóvenes y el geriátrico

Diego Martínez Torrón

Lectores
MÁS SOBRE EL COVID

Nos vamos a enterar

Sí, nos vamos a enterar de lo que vale un peine, como decía mi abuela, a la que tanto extraño, ...

Pobreza energética

La electricidad se dispara

Hace tiempo la OMS alertó de que, debido al agravamiento de enfermedades previas, la pobreza ...

PANDEMIA

Datos del coronavirus por países

Si analizamos el porcentaje de contagiados en países vecinos, encontramos, por cada cien mil ...

POLÍTICA

Dios nos coja confesados

Este 2021 empieza con un Abascal que simpatiza con los asaltantes del Congreso de los EEUU, un ...