+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Los circos y los animales

 

RAFAEL A. Luna Murillo
09/01/2016

Las medidas del Ayuntamiento de Córdoba para con el bienestar animal parecen estar sugeridas o asesoradas por verdaderos ignorantes pero de seguro licenciados o grados en sus profesionales vidas. Este Ayuntamiento (y los anteriores) han obviado que más de 200 Ayuntamientos españoles y el Parlamento de Cataluña, después de haber escuchado a las partes implicadas, han prohibido los circos con animales. El Ayuntamiento de Córdoba debería prestar interés a todo lo que respecta a su término municipal, si es por falta de competencias, y no puede seguir justificando el maltrato animal como fórmula para la diversión y ocio. Se limita a conceder una licencia para el espectáculo y a que se garantice la seguridad de las personas. Ese interés es general y forma parte de nuestra identidad como cordobeses.

Para que un circo pueda actuar en España según el Real Decreto 1119/1975 de 24 de abril necesita solicitar el alta en la dirección general de la producción agraria, quedando obligados a cumplir la medidas zoosanitarias de carácter general y las especiales (disposición de acondicionamiento, aislamiento, manejo y alimentación, limpieza y desinfección) y someterse a las inspecciones correspondientes. Otras normativas relacionadas con las explotaciones, el transporte, comercio de especies, animales potencialmente peligrosos que se les aplica a los circos con animales dicen que las administraciones públicas se encargaran de que los animales no padezcan dolores, sufrimientos o daños inútiles y que se tendrán en cuenta sus necesidades fisiológicas y etológicas.

A ninguno se nos escapa la visión de esos animales encerrados en jaulas hasta la hora de su actuación y la inadaptabilidad de los mismos al uso para que se les destina y a los constantes viajes que realizan estas empresas circenses; por lo general, provocan un estrés crónico que conduce a enfermedades físicas y a trastornos del comportamiento que terminaran con la muerte prematura de estos animales.

Maimónides, el médico, rabino y teólogo judío más célebre de la Edad Media, con enorme importancia como filósofo en el pensamiento medieval, expresó: "No se debe creer que todos los seres existen solo para el bien de la existencia del hombre. Por el contrario, todos ellos también se han creado pensando en su propio beneficio y no para el bien de cualquier otro ser".

Pero este tema ha de tratarse con los argumentos que nos da la ciencia ya que son irrefutables y realmente son las que nos guían hacia nuestra ética y moral con los animales. Todos estos trabajos científicos están a disposición de las administraciones pero por lo que sabemos en el Ayuntamiento de Córdoba prefieren hacer las muecas de los simios, no veo, no oigo, no hablo y así se quitan de problemas.

Fomentando el maltrato animal no seremos mejores personas, no seremos cordobeses de bien ni seremos capaces de dejar a nuestros hijos e hijas el respeto por la no violencia ni una educación en valores universales.

* Miembro de EQUO, veterinario y etólogo y miembro de Avatma

Opinión

El gran hackeo

Mónica Vázquez

Putin y Occidente (2)

José Manuel Cuenca Toribio

Inquisición

Joaquín Pérez Azaústre

La «abuela Europa»

Antonio Gil

David Dorado

Diario Córdoba

Conxi A. Tavira

Diario Córdoba

Matteo Salvini

Diario Córdoba

Lectores
CARTA ILUSTRADA

Sobre el bloqueo a Venezuela

El pasado sábado, 10 de agosto, se celebró la jornada mundial «No más Trump». El 5 de agosto el ...

CARTAS AL DIRECTOR / HISTORIA DEL ARTE

Los Hernán Ruiz también enriquecieron el acervo cultural del Montoro

El viernes, 9 de agosto, se publicó en el especial dedicado a la Feria de La Rambla el artículo ...

CARTAS AL DIRECTOR / HUELGA EN RENFE

¿De verdad es necesario?

¿De verdad para reclamar un aumento de plantilla y que se acumulen los minutos de reducción de ...

CARTAS AL DIRECTOR / INDEPENDENTISMO

Manipulan hasta a los muertos

Se acerca el aniversario de la gran manifestación del 17-A en que toda España honró la memoria de ...

   
3 Comentarios
03

Por alonso 14:36 - 09.01.2016

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Enhorabuena por la carta. En lo que respecta a los animales, el Ayuntamiento de Córdoba siempre ha dejado mucho que desear. La misma dedicación de calles a nombres de personas que basaron su existencia y su boato en el maltrato de animales es una realidad. Incluso un Museo costeado por el Ayuntamiento, que en realidad debería de recibir el nombre de "museo de la tortura de animales (toros y caballos) del siglo XX y XXI".

02

Por G.Pedros 12:11 - 09.01.2016

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Es deplorable la instalación de circos de animales en Córdoba, la ciudadanía sensible y consciente de los derechos de los animales no debería llevar a sus hijos/as a tal establecimiento, procurándoles una educación acorde con la sostenibilidad y el respeto de los derechos de los animales. Quienes aún disfrutan los circos con animales no saben el maltrato que los entrenamientos y el cautiverio implican para los animales.

01

Por tendencia planetaria 9:27 - 09.01.2016

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

La tendencia planetaria o mundial es respetar a los animales cada vez más, con la consciencia que son seres vivos y sensibilidad a sufrir... Por tanto, los circos van abandonando los espectáculos con animales de todo tipo. Y se privilegia aquellos números con artistas humanos. En cuanto a los animales, existen medios y reportajes que privilegian sus existencias en sus respectivos medios ambiantales en vez de verlos enjaulados, en prisión, en sufrimiento constante, sin que hayan cometido ningún crimen para tal castigo.