+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

CARTAS AL DIRECTOR

 

11/04/2004

Recordando a F.

Jiménez de Córdoba

En estos días de abril, el seis se cumple el cuarto aniversario de su llorada muerte. Su casa era un museo, un archivo, una biblioteca, una pequeña pinacoteca, una hemeroteca viviente donde Paco tenía reflejada su agitada vida pictórica, donde seguía buscando y encontrando la razón de los motivos para seguir estimulando aquella su inquietud profesional. Cuadros, pinceles llenaban en aparente desorden los anaqueles repletos. Me explicaba que necesitaba imperiosamente conocer a fondo la actualidad de su mundo y documentarse con rigor, como siempre lo hacía. A principio de este siglo, cuando Jiménez de Córdoba se encontraba próximo a los sesenta años, comenzaron a advertirse en Córdoba indicios claros de introducción en el ánimo artístico de recursos y efectos que envidiaban un espíritu especial, circunstancias que parecían vinculadas a una clara evolución del pensamiento contra-reformista hacia formas más amables y comprensivas. A lo largo del siglo XX, había imperado un pensamiento religioso severo muy preocupado por la ortodoxia, que en pintura tuvo en Córdoba a Céspedes y a Romero de Torres Julio algo exponente a Zurbarán, con su personajes rígidos que poco sonreían.

Nosotros los cordobeses de nacimiento, y aún más: De sentimiento; presentes en nuestra ciudad, pero de imperecedera vocación y admiración por la pintura en sus arraigadas tradiciones casi milenarias...! ¿Qué podemos valorar? ¿Cómo podemos intentar contener el inmenso manantial de justificado orgullo que sentimos, no ya al hablar de Jiménez de Córdoba, tal vez de infelicidad en los tristes días de su grave enfermedad era suficiente por si sola para que Paco deslizará la mirada por encima del Diario CORDOBA y mirase el rostro de la pobre mujer insignificante si se exceptúa este aspecto, en el que se traslucía casi un símbolo del destino humano. "Después la pobre mujer contempló en el cuadro su vida". Mis ojos contesté silenciosamente mirando al nuevo día, que en sus esquelas mortuorias del Diario y en una columna Miguel Salcedo Hierro escribía: "Ha muerto: Francisco Jiménez de Córdoba, un pintor y un cordobés de pro..." ¿cuándo tendrá una calle en su honor? Seguiremos insistiendo con usted: Señor José Cobos Ruiz de Adana... Y tú Paco estarás siempre en el recuerdo...

LUIS REGUERA ARENAS

A la Delegada de educación y ciencia

Me dirijo a la Delegada para verificar si está dispuesta a cumplir la promesa que hizo al tomar posesión de su cargo de que todos los trabajadores de Educación iban a ser tratados por igual y con arreglo a las normas vigentes.

Pues bien, soy Ordenanza del IES "Trassierra" y tengo una jornada especial a turnos, y digo tengo porque de los 5 Ordenanzas que somos en este Centro solamente 2 hacemos los turnos de tarde, estableciéndose un agravio comparativo entre compañeros.

No se cumple por tanto lo establecido en el art. 26.4.1 del VI Convenio Colectivo del Personal Laboral de la Junta de Andalucía. Ante este incumplimiento, me dirijo al Comité de Empresa, Secretario General de la Delegación y Dirección del Centro, sin que obtuviera una respuesta favorable, solo me atendieron los Sindicatos minoritarios CGT y USTEA. De tal manera que interpuese demanda judicial, cuya Sentencia me fue favorable estableciendo la Juez del Juzgado de lo Social nº 2 de Córdoba "Debiendo declarar y declarando que los turnos de Ordenanzas se cubran meediante el sistema de turnos rotativos". Al día de hoy sigue sin cumplirse ni el Convenio ni la Sentencia Judicial, teniendo que interponer otra demanda ante la Delegación por incumplimiento de Sentencia, con el consiguiente desembolso económico por mi parte debido a una ilegalidad manifiesta.

Le ruego por tanto Sra Delegada que cumpla con lo que prometió el día de su toma de posesión y se solucione esta situación de una vez por todas, ya que UGT y CCOO firmaron los Convenios y luego no exigen que se cumpla lo pactado por intereses personales.

FRANCISCO TRUJILLO TORRES

Una visión de la realidad española

Hasta los niños de pecho saben que en España hoy en términos generales se vive mejor que se ha vivido nunca, gracias a la gobernabilidad del PP, cuyo bienestar debería imitar el PSOE en lugar de buscar sacar agua de donde no la hay, y la prueba de ello, es que antes nuestros trabajadores tenían que emigrar para encontrar un puesto de trabajo y hoy son los extranjeros los que vienen a nuestro país en busca de trabajo, más claro agua.

Creo tener la suficiente experiencia para expresarme en los términos que lo hago, ya que nací en el reinado de Alfonso XIII, y por consiguiente conozco a España y a sus políticos desde hace muchos años; he conocido la II República española de punta a rabo, el día 18 de julio de 1936 me sorprendió arrancando garbanzos de donde nos fuimos a la Huelga General --y para qué contar lo que pasó ya que es público y notorio--. La guerra civil española la pasé en sus dos zonas, primero en la llamada roja y después en la llamada nacional, en ambas zonas se cometieron barbaridades, Dios nos libre de una guerra entre hermanos. Para nadie es un secreto el terrorismo de ETA, y por si fuera poco también hemos tenido en casa el terrorismo de Alqaeda, amén del nacionalismo separatista como el que pregona el señor Rovira y otros nacionalismos más moderados que aspiran a convertir España en un reino de Taifas como decía Tierno Galván.

JOSE GOMEZ SANCHEZ

Se siguen suprimiendo árboles sanos

A la vista de que nuestro Ayuntamiento sigue inflexible con su política de supresión de magníficos y sanos árboles en las calles de nuestra barriada ciudad Jardín, tal como ha ocurrido en Felipe II y está ocurriendo en Infanta D María, donde según todos los indicios, se va a seguir quitando árboles, me creo en la obligación de volver a insistir sobre este tema del que soy portavoz porque recojo el sentir y la opinión de numerosos convecinos que vemos innecesaria la supresión de éstos árboles.

Asistimos una vez más asombrados y alarmados a esta radical eliminación de árboles para la que, al parecer, no se se están teniendo en cuenta ningún dictamen técnico, sino solo la opinión presuntamente técnica de un funcionario municipal.

Avala esta impresión el comprobar que una vez talado los árboles el tocón que queda no presentan la más mínima señal de que estuvieran enfermos.

Una vez más apelo al buen sentido y la racionalidad de nuestros regidores para que se siga con esta práctica eliminatoria y no se nos prive de este bien tan valioso en nuestra ciudad como son los árboles de sombra.

MANUEL HUERTOS

RODRIGUEZ

Opinión

Galletas

Antonio Agredano

Tres años

Joaquín Pérez Azaústre

Las que sobraban

María Olmo

A redropelo (y 3)

José Manuel Cuenca Toribio

Nuevo año

Juan Andrés Molinero Merchán

Unas elecciones clave para Europa

Nicolás Pascual de la Parte

Córdoba, los jóvenes y el geriátrico

Diego Martínez Torrón

Lectores
MÁS SOBRE EL COVID

Nos vamos a enterar

Sí, nos vamos a enterar de lo que vale un peine, como decía mi abuela, a la que tanto extraño, ...

Pobreza energética

La electricidad se dispara

Hace tiempo la OMS alertó de que, debido al agravamiento de enfermedades previas, la pobreza ...

PANDEMIA

Datos del coronavirus por países

Si analizamos el porcentaje de contagiados en países vecinos, encontramos, por cada cien mil ...

POLÍTICA

Dios nos coja confesados

Este 2021 empieza con un Abascal que simpatiza con los asaltantes del Congreso de los EEUU, un ...