+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Para ti, para mí

«Acuérdate de vivir...»

 

Antonio Gil Antonio Gil
28/07/2019

Recuerdo con frecuencia el consejo que nos ofrecía Alessandro Pronzato, en uno de sus libros: «Desde hace un tiempo, he cogido una costumbre un poco singular: en mi agenda, sobre todo, en ciertas páginas demasiado llenas de compromisos y vencimientos, señalo con caracteres grandes lo más importante: ‘Acuérdate de vivir’. Se pueden hacer tantas cosas, poner juntas un montón de ocupaciones, correr, agitarse, trabajar duro, y, sin embargo, ‘olvidarnos de vivir’». «Amigo no dejes que la vida camine por su cuenta. Y tú a remolque, cansinamente. Ponte en sintonía con la vida. Armonízala al ritmo de tu corazón». Las palabras de Pronzato nos invitan a plantear la vida, de cara a la realización de lo más importante, sin dejarnos arrastrar o esclavizar por lo más urgente. Vivamos como vivos, no como autómatas. No como máquinas programadas para rastrear dinero. No como depredadores de placeres. No como coleccionistas de ilusiones. Recordemos que no basta vivir de cualquier manera. Ni basta ir tirando, arreglarse con lo menos malo, seguir adelante arrastrando los pies. No podemos tomar la vida «como viene». La vida viene como cada uno de nosotros decida. Con la impronta que le demos. El director de cine, José Luis Garci, suele decir con frecuencia que «no vivimos, nos viven». Sin apenas darnos cuenta nos vemos envueltos en esa ola de las palabras del momento o de las actitudes que nos van exigiendo los moralistas de turno. Y también sin darnos cuenta, las cadenas de una invisible esclavitud nos van atenazando poco a poco, obligándonos con sutileza y engaño a pensar o hacer lo que no entraba en nuestros cálculos. Hace poco ha regresado de Colombia, el obispo emérito de Ciudad Rodrigo, Raúl Berzosa, tras una intensa vida pastoral en la parroquia de Nuestra Señora de Las Nieves de la capital colombiana. Y en su despedida ha ofrecido un emotivo testimonio: «Yo quisiera regalar un saludo agradecido y recordarles lo que he venido repitiendo aquí en la parroquia: La cabeza siempre en la vida eterna porque estamos de paso. Las manos, una para recibir cada día el señor y otra para acariciar a los más pobres, indigentes y necesitados. Los pies, siempre pisando tierra, pero no embarrados para hacer de peregrinos y anunciadores. Los ojos, uno para leer el evangelio de cada día y el otro para leer la exhortación del Papa Francisco, Evangelii Gaudium. Los oídos, uno para escuchar a nuestra gente de cerca y el otro a toda la catolicidad. La nariz, bien destapada, bien limpia para olfatear dónde están los signos de los tiempos, allí donde Dios habla y a donde Dios se le quiere ocultar para que no hable. Y finalmente, la lengua, no para maldecir, no para criticar, no para ser profeta de calamidades, sino para bendecir, para agradecer, alabar y dar gracias a Dios». Las palabras del obispo Berzosa no pueden ser más atrayentes. Uno de los mejores presidentes que han tenido los Estados Unidos, Benjamín Franklin, aconsejaba así a sus ciudadanos: «No anticipéis las tribulaciones, ni temáis lo que seguramente no puede suceder. Vivid siempre en un ambiente de optimismo. Un optimista ve una oportunidad en toda calamidad; un pesimista ve una calamidad en toda oportunidad». Recordamos, por último, aquel programa radiofónico titulado Vivir es formidable, que planteaba la vida en clave de pequeñas felicidades. Y es que, en nuestros olvidos, no puede entrar el de «vivir».

* Sacerdote y periodista

Opinión

Las cofradías cordobesas del siglo XXI

Julián Hurtado de Molina

Alerta Roja Eventos

Joaquín Pérez Azaústre

El gran cine nunca se va

Pedro de Silva

La verdad

Manuel Piedrahita

Cascabel

Antonio Agredano

Un respiro

Joaquín Pérez Azaústre

La HOAC da inicio a su curso

José Cobos Ruiz de Adana

Sembrar

Miguel Aguilar

Lectores
FELICITACIÓN

A la Legión, en su centenario

No me pasan inadvertidos los cien primeros años de la Legión, un cuerpo del ejército español ...

MANTENIMIENTO

Parque Cruz Conde

Llevo más de 2o años visitando todos los días (o casi todos) este paraíso de Córdoba. En general ...

DEPORTE EN EL BARRIO

Skatepark Arroyo del Moro

Querido alcalde de Córdoba: Soy Enrique, tengo 12 años y vivo en la zona de Arroyo del Moro. Le ...

SOCIEDAD

Se nos fue Pelagio

¡Un auténtico mazazo cuando mi hija me comunicaba por teléfono que Pelagio Forcada se había ...