+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

avances en la igualdad de género

Islandia prohíbe que las mujeres ganen menos que los hombres

En Alemania las féminas podrán conocer el sueldo de sus compañeros. El país nórdico impone por ley multas a quienes no respeten la paridad salarial

 

Ciudadanos ante el Parlamento islandés, en Reikiavik, en una imagen de archivo. - FRANK AUGTEIN (AP)

REDACCIÓN
05/01/2018

Islandia y Alemania arrancan el 2018 con importantes avances en la equiparación salarial entre hombres y mujeres. En el país nórdico ya es ilegal que los hombres cobren más que las mujeres si realizan el mismo trabajo en virtud de la ley de igualdad salarial, en vigor desde el 1 de enero. En Alemania, las empleadas de empresas con más de 200 trabajadores tienen derecho, amparado por ley a partir de mañana, a conocer el sueldo medio de sus compañeros varones que ocupen un puesto similar.

La ley islandesa obliga a las empresas y agencias gubernamentales que cuentan con más de 25 empleados a obtener un certificado del Gobierno sobre sus políticas de igualdad en los salarios. Las que no cuenten con paridad salarial tendrán que pagar multas. El Gobierno se ha propuesto erradicar del todo la brecha salarial para el 2022. Islandia es considerado el país con mayor igualdad de género en el mundo y lidera esta lucha junto a Noruega, Finlandia y Suecia, según datos del Foro Económico Mundial (WEF). El 38% de las parlamentarias son mujeres --un porcentaje muy por encima de la media global– y cuenta con una primera ministra, Katrin Jakobsdottir.

EL TABÚ

Por otra parte, Alemania dará a partir del sábado un nuevo gran paso en la erradicación de las brechas salariales. «Si una mujer está segura de que está cobrando menos que un hombre, podrá reclamar jurídicamente su derecho a recibir una misma remuneración por un mismo trabajo», explicó sobre la nueva normativa la ministra de la Mujer en funciones, la socialdemócrata Katarina Barley.

«En Alemania, el sueldo de los demás sigue siendo un tema tabú y un misterio. La mayoría de las mujeres, por lo tanto, a menudo no saben cuánto ganan sus compañeros de trabajo hombres que desempeñan una misma función», añadió.

En un país cuyo tejido productivo lo conforman principalmente empresas familiares de pequeño y mediano tamaño, se estima que esta nueva regulación afecte a cerca de 18.000 compañías. Además, las empresas que cuenten con más de 500 empleados, cifradas en torno a unas 4.000 en el país, deberán elaborar informes periódicos sobre la igualdad salarial efectiva de sus cuadros internos, con el objetivo de garantizar que se respeta el principio de «mismo salario para el mismo trabajo».

BRECHA SALARIAL

Según datos publicados por el Ministerio de Asuntos Sociales en el 2016 en base a estadísticas alemanas y europeas, las mujeres ganan en Alemania como promedio un 21,6 % menos que los hombres. La brecha es la tercera mayor de Europa, por detrás de Estonia, donde las mujeres perciben un 28,3 % menos de sueldo bruto y de Austria, donde la diferencia es de un 22,9%. Los expertos atribuyen esta gran diferencia a que las mujeres trabajan más a tiempo parcial y ocupan menos cargos directivos. No obstante las mujeres también cobran un 7% menos que los hombres cuando desempeñan un trabajo similar.

La ley de transparencia salarial es la segunda norma a favor de la igualdad en el ámbito empresarial que los socialdemócratas han logrado imponer durante la última legislatura (2013-2017), en la que gobernaron en gran coalición con el bloque conservador liderado por la canciller Angela Merkel.

Como socio menor, el Partido Socialdemócrata (SPD) también sacó adelante hace tres años una ley que obligaba a las grandes empresas alemanas (aquellas con más de 2.000 empleados) a implantar una cuota del 30% de mujeres en sus consejos de administración a partir de 2016, so pena de recibir sanciones caso de no cumplir.